Magistrados latinoamericanos preocupados por «el colapso de los derechos humanos»

MÈXICO-En el marco del seminario de la Corte Interamericana de Derechos Humanos realizado en el día de ayer (29 de agosto) en el Instituto de Ciencias Penales, en la ciudad de México sobre «El porvenir de jurídico de América frente a las violaciones a los derechos humanos», un grupo de magistrados argentinos expresaron su preocupación por lo que consideraron «el colapso de los derechos humanos».

Participaron el Presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos Roberto Caldas; el ex juez de la misma Corte, Sergio García Ramírez y el Juez de la Corte Raúl Zaffaroni, por el foro interamericano.

Para integrar los paneles fueron convocados el juez de la Corte Suprema de Santa Fe, Daniel Erbetta; el presidente de la Cámara Federal de la Casación Penal Alejandro W. Slokar; los fiscales generales Jorge Auat y Alejandro Alagia; la jueza de casación federal, Ana María Figueroa y Nadia Espina, Directora de Capacitación del MPF.

En su intervención, Raúl Zaffaroni -que integra la CIDH desde febrero de este año-, expresó: «La legislación penal latinoamericana vive su peor momento desde la Independencia, no sólo con marcado desprecio de las garantías constitucionales, sino con una acelerada descodificación y anarquía legislativa, que aniquila la legalidad y la previsibilidad de las sentencias», y agregó que: «Los políticos latinoamericanos son rehenes de los monopolios mediáticos, que con su alucinación bélica marcan la agenda de sus leyes penales irracionales».

El ex Juez de la Corte Suprema de Justicia Argentina dijo también: «Dos tercios de la humanidad son descartables, pues el poder financiero dominante no los necesita para reproducirse y, además, se vuelven molestos porque invaden el territorio de los beneficiados, no sólo con sus presencias físicas que contrastan con las estéticas televisivas, sino que incluso, algunos exaltados fanáticos cometen crímenes gravísimos en ese territorio» y apuntó al narcotráfico como una herramienta funcional para «el debilitamiento de los Estados latinoamericanos» advirtiendo que «el dominio financiero de la política» también «se traduce en el debilitamiento de los Estados, incluso de los históricamente más poderosos, así como en la destrucción de los más vulnerables y la atrofia de otros periféricos, que pierden control territorial».

El presidente de la Cámara Federal de Casación Penal, Alejandro Slokar, se refirió a «la dimensión convencional de la Democracia» y afirmó que «la cuestión de los derechos ha dejado de ser desde hace mucho tiempo una problemática exclusiva de los Estados y sus constituciones. Es el necesario ida y vuelta entre la llamada internacionalización del derecho constitucional o la constitucionalización del derecho internacional».

Slokar, citó al jurista italiano Luigi Ferrajoli, para indicar que se vive «un momento histórico de crisis de la democracia, que ha sido usurpada por una lógica de mercado que se sobrepone a los valores de la democracia, como igualdad, solidaridad y bien común; desplazándolos por lo que se denomina ‘empresa-partido’ que administra la cosa pública con criterios de mercado» y «que requiere un Poder Judicial sumiso, complaciente, neutralizado que les permita maniobrar sin el ‘molesto estorbo’ de una judicatura que cumpla su rol».

Por su parte, el titular de la Procuraduría del Crimen contra los delitos de lesa Humanidad de la Argentina, Jorge Auat, resaltó que «el colapso de los derechos humanos en América Latina ya se deja ver en Argentina con la paralización y trabas en los juicios de lesa humanidad. El cambio de gestión ha tomado posicionamientos como políticas de gobierno que, sumados a los recientes dichos presidenciales, nos auguran un porvenir inefable, de regreso a tristes momentos de impunidad y retroceso en el reconocimiento y resguardo de derechos».

En tanto, el Juez de la Corte Suprema santafecina, Daniel Erbetta habló de los problemas locales que atraviesa la provincia de Santa Fe y respondió al ministro de seguridad local indicando que «los Jueces no son quienes diseñan las políticas generales de seguridad».

El Fiscal General argentino, Alejandro Alagia se refirió a «las consecuencias de las políticas neoliberales que se traducen al sistema penal, y de la persistencia de esquemas autoritarios en la región, que fomentan la violencia». A tono con lo expresado por Zaffaroni y Slokar opinó sobre el rol de los medios masivos de comunicación y su influencia en el termómetro social, «a veces levantando y otros destruyendo políticas democráticas». Finalmente, manifestó especial preocupación por la situación de Milagro Sala, cuya detención calificó de «política».

En el marco del seminario de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, se presentó la versión mexicana del Manual de Derecho Penal, Parte General, en la sede de Derecho de la UNAM, con la participación junto a Raúl Zaffaroni, Alejandro W. Slokar, Alejandro Alagia, del académico mexicano Fernando Tenorio Tagle y el jurista Sergio García Ramírez.

DEJA UNA RESPUESTA