La capital bonaerense recicla 90 toneladas de basura por día

    LA PLATA- La ciudad de La Plata recicla 90 toneladas diarias de residuos en el marco de un programa de separación de residuos que además da trabajo a 300 ex cartoneros, informó la municipalidad platense.

    Se trata del programa Bolsa Verde, que implementó La Plata en el 2008, convirtiéndose en el plan de separación de residuos más grande del país, mediante el cual en la actualidad se reciclan casi 90 toneladas de desechos secos.

    Este programa permitió reducir entre un 12% y un 15% del volumen del total de los residuos enviados al relleno sanitario de la CEAMSE de la localidad de Ensenada.

    Según la Secretaría Gestión Integral de Residuos y Mantenimiento Urbano, se reciclaron 9.500 toneladas de papel y cartón; 7.200.000 de botellas con las que se consiguieron 5.760 toneladas de vidrio molido; 900 toneladas de metales y 4.300 toneladas de plástico
    Con este plan, La Plata es la única del país con más de 650 mil habitantes con un plan de separación en origen, que ya abarca casi un 70% de las calles del distrito y al 80% de las población.

    El intendente de La Plata, Pablo Bruera, explicó en un comunicado que «el buen resultado que está teniendo el esquema de discriminación de la basura se debe a que nos sumamos en nuestros hogares y también lo hicieron instituciones y el sector empresarial».

    «Las entidades de bien público y organismos de la educación multiplican el mensaje, lo que fortalece el conocimiento y la concientización sobre sus beneficios. Son dos elementos clave, junto con la logística e infraestructura que dispone el municipio, que permiten arribar a resultados positivos en cantidad de reciclado y disminución del enterramiento de basura», afirmó.

    Con la intención de facilitar su implementación, el programa cuenta con la diferenciación entre residuos secos como cartón, papel, plásticos, PET, metales y vidrios, entre otros, que deben ser retirados en bolsas verdes y los desechos orgánicos en la bolsa tradicional.

    Por otra parte, la planificación para la Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (GIRSU) cuenta con un esquema de tratamiento especial para los residuos más comunes y peligrosos. Para el caso de las pilas y las baterías se establecieron puntos estratégicos para contenedores que están ubicados en las plazas (Moreno, San Martín e Italia) y parques (Saavedra y Malvinas), en esquinas de alto tránsito y en las delegaciones municipales.

    Además en las escuelas hay recopiladores manuales (pequeños recipientes) que se retiran en forma periódica. Una vez recolectadas, las pilas se inertizan a través de un proceso químico y luego son trasladadas a celdas sanitarias especialmente habilitadas por el Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (OPDS).

    Se informó que desde que se puso en marcha el sistema, ya se trataron alrededor de 15 toneladas de pilas y baterías.

    El plan implementado en La Plata posibilitó además a 300 trabajadores salir del circuito informal laboral e insertarse en cooperativas con empleo digno y ajustado a la normativa.

    Es que en siete plantas de cooperativas se realiza la separación y el tratamiento de los materiales para la reinserción en el mercado productivo mediante la venta que permite a estas entidades generar los ingresos de sus asociados.