«Hay gente que no entiende cómo funciona el peronismo”, dijo Oporto

Mario Oporto, actual Director General de Cultura y Educación bonaerense, que irá como  diputado nacional  en la lista por la Provincia se refirió a  su candidatura: «Lo tomé muy bien, estoy contento. Hace casi un año había dicho que terminaba esta gestión y que no tenía aspiraciones de volver a ser ministro de educación, porque lo fui en dos oportunidades, con mandatos completos, y por lo tanto me parecía que debía que cambiar el rumbo”, se sincerizó el funcionario provincial.

Asimismo aseguró que la decisión de incluirlo entre los legisladores sin duda “debe  de haber sido por la gestión y por mi trayectoria política, me llena de orgullo y estoy muy agradecido a la presidenta y al gobernador por haberme puesto a la cabeza junto a Julián Domínguez y Cristina Álvarez Rodríguez”.

En referencia a los conflictos habituales en los cierres de lista y los sectores que se sintieron relegados Oporto interrogó: “¿cuándo no se enojó alguien en un cierre de listas?”, y explicó: “ Siempre hay más aspiraciones que lugares disponibles, eso forma parte del ejercicio lógico de un proceso preelectoral, no ha ocurrido nada grave”.

Con respecto al compañero de fórmula de Scioli,  Gabriel Mariotto elogió a su persona afirmando:  “Tengo con él una relación afectiva, siento que me representa políticamente, es un hombre que viene de la universidad, de la militancia territorial, implica una renovación, así que cumple todos los requisitos”. También dio su opinión ante las críticas que indican que la función de Mariotto se va a reducir a ser el “comisario político” de Scioli:  “Eso también dijeron de Alberto Balestrini, porque hay gente que no entiende al peronismo, no entiende cómo funciona el peronismo como frentismo, no entiende la relación entre Nación y Provincia, las conducciones políticas; entonces cada vez que se toma una decisión parece ser que es en detrimento del otro, y no en beneficio del conjunto”, para luego agregar que “cuando eso no ocurra, cuando Mariotto trabaje bien con Scioli como lo hizo Balestrini, nadie va a salir a decir me equivoqué”.

Por último remarcó que “somos el mismo proyecto: lo serio y lo grave sería que la provincia tomara un perfil de distanciamiento al gobierno nacional que es lo que los opositores desean, pero no le vamos a dar el gusto”.