Pedido de disculpas y reconocimiento de error de la Revista Caras

La revista Caras admitió que cometió un «error» por su abordaje de la historia de vida de Amalia, la hija de 16 años de Máxima Zorreguieta, a quien hicieron noticia por su corporalidad.

«La hija mayor de Máxima luce con orgullo su look ‘plus size’”, fue el título de portada del semanario. En otra fotos de la nota, además, hablaron de sus «redondeces».

Frente a las críticas pública en las redes sociales, su directora Liliana Castaño y su vicedirector Héctor Maugeri ratificaron su abordaje editorial e incluso se jactaron de haber sido tendencia en las redes sociales. Como si eso fuera poco, también culparon al público por «ejecutar la dosis de sentencia diaria». Pero ahora, salieron a pedir disculpas.

«La nota de tapa del último número de Caras generó una polémica nacional. Lo que se inició en las redes, fue TT y rindió para el minuto a minuto de la televisión, provocó la controversia menos deseada por nuestra publicación. Y creemos que puede ser la oportunidad para generar un saludable espacio para la reflexión. Vivimos un tiempo de deconstrucción de estereotipos. Los medios también somos espejos de la sociedad. Y de los cambios que están transformando al mundo. Todos estamos aprendiendo, los medios también», expresó equivocadamente, ya que lo que expresan los medios no son reflejo de nada, sino construcciones que ellos mismos hacen.

«Reconocemos nuestra responsabilidad en esa deconstrucción y sentimos que somos parte de ella. Entendemos que aún sin mala intención cometimos un error. El mundo del entretenimiento, el de las celebridades al que pertenece Caras, ha estado marcado por formas y estereotipos que en este momento atraviesan una constante revisión, y en ese contexto deberemos profundizar y desarrollar una sensibilidad mayor frente a la violencia de género, la estigmatización y todo lo que nos esclaviza a formatos que hoy deseamos desterrar», continuó.

Por último, reflexionó: «Será una situación aliada para Caras para generar el debate que plantea esta transformación permanente y encarar procesos de capacitación con mirada inclusiva que nos permitan trabajar con mayor excelencia. Ofrezco mis más sinceras disculpas a todos los que se hayan sentido agraviados».

DEJA UNA RESPUESTA