El Gobierno acordó el lanzamiento de la Supercard y 60 días más de congelamiento de precios

CAPITAL FEDERAL – La subsecretaria de Defensa del Consumidor, María Lucila Colombo, informó que el congelamiento de precios se prolongará 60 días más, hasta el final de mayo. Además dijo que se alcanzó un acuerdo con supermercadistas para lanzar la Supercard.

La subsecretaria María Lucila Colombo anunció en una entrevista radial que “el congelamiento de precios que está vigente desde el 1° de febrero y hasta el 1° de abril, se prolongará por 60 días más, es decir por todo abril y mayo”.

Además, informó que «a partir de hoy, basada en la tarjeta que ya tiene los supermercados emitida va a funcionar la Supercard». Dijo que va a tener «un límite de compra de 3.000 pesos y un límite de crédito de 1.000 pesos».

Señaló que, por el momento, se trata de «la tarjeta que emite cada supermercado, y que van a constituir la base para esta Supercard que finalmente va  ser una tarjeta única».

«Esta tarjeta -continuó Colombo- tiene un costo financiero para la transacción de un punto porcentual.  Hasta ahora las tarjetas le cobran un 3% por cada transacción. Esta disminución en el costo financiero que implica un ahorro de 720 millones de pesos anuales,  permite la extensión por dos meses más del mantenimiento de los precios».

La subsecretaria explicó que «este congelamiento va a durar para los proveedores hasta el 15 de abril, pero para los consumidores va a extenderse hasta final de mayo».

«En el caso de los proveedores puede ser que en algún caso, a partir del 15 de abril, haya algún precio que le cobren a los supermercados que se actualice, pero esa diferencia va a ser absorbida por ese ahorro de 720 millones de pesos que produce esta tarjeta», remarcó María Lucila Colombo en diálogo con Radio Continental.

La funcionaria señaló que «desde hoy, ya podemos operar con la Supercard. Entre tanto los supermercados  van a constituir una sociedad administradora, van a traer el proyecto, y vamos a controlar» que no haya «ninguna clausula abusiva» en los requisitos para solicitar la tarjeta. Una vez aprobada la sociedad administradora «va a salir en el boletín oficial el contrato de adhesión».

Quien quiera solicitar la tarjeta y no cuente en la actualidad con crédito, «tendrá que llevar las condiciones que se le requiera»,  porque «si va a tener acceso al crédito y entonces quien le vende va a querer tener algún respaldo», explicó Colombo.

«Creo que la otra buenísima noticia, es que cuando usted financia algo por la Supercard el promedio de tasa de interés que se le va a cobrar no va a superar el 22%, mientras que hoy a usted le arrancan la cabeza cuando paga el mínimo con hasta el 66 por ciento», reflexionó la subsecretaria.

Dijo que esa diferencia porcentual en la tasa de financiamiento para quienes paguen el mínimo va «a significar que, por cada millón de usuarios que estén adheridos a la tarjeta, va a haber una transferencia de 1.100 millones de pesos anuales hacia ese sector”, monto que en la actualidad “se quedan los bancos».

Anticipó que se está trabajando para que adhieran los supermercados chinos, las cadenas de comercios regionales y de electrodomésticos.

Por otro lado, Colombo explicó que «durante un breve tiempo, las cadenas de supermercados -la supercard- va a negociar con las otras tarjetas cuánto le cobra de servicio financiero. Si en esa negociación se llegan poner de acuerdo que lo que cobran las otras tarjetas es lo mismo que cobra la supercard, en los supermercados podrán seguir recibiendo esa otra tarjeta.  Si la tarjeta no quiere cobrar menos, probablemente los supermercados solo aceptarán las tarjetas que cobran el uno por ciento».

«La tarjeta será gratuita, y no se cobrará después mantenimiento», remarcó Colombo y señaló que aún faltan definir algunos detalles que se van a difundir una vez que esté constituida la sociedad administradora.