Detuvieron a tres jóvenes por el homicidio de un bombero voluntario

MORENO- Es por el crimen de Víctor Orellana, el bombero voluntario de 18 años asesinado de una puñalada en el cuello delante de su novia cuando ambos salían de estudiar en un colegio del partido bonaerense de Moreno, el jueves de la semana pasada.

Fuentes policiales y judiciales aseguraron que las detenciones se concretaron anoche durante una serie de allanamientos realizados en la localidad de La Reja, en Moreno, por efectivos de la comisaría 1ra. y de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) del mismo distrito.

Según detallaron los voceros, la policía aún busca a otra persona: un joven de 20 años ya identificado y sindicado como miembro de la banda de delincuentes.

Además del arresto de los sospechosos, en los procedimientos fueron secuestrados un cuchillo y una navaja sevillana que ahora serán peritados para conocer si pudieron haber sido utilizados para el crimen, un arma de fuego, teléfonos celulares y distintas prendas.

El hecho ocurrió el último 18 de junio pasadas las 19, en la esquina de Hipólito Yrigoyen y Teniente Ibáñez, en la zona centro de Moreno, a tan sólo una cuadra de la escuela a la que Orellana y su novia de 17 años concurrían y a metros del Cuartel Central de Bomberos de Moreno.

Cuando la pareja caminaba rumbo a una parada de colectivos fue interceptada por cuatro delincuentes con fines de robo, pero Orellana, bombero voluntario del Destacamento 1 de Francisco Álvarez, quiso evitar el robo y se resistió.

En esas circunstancias, uno de los asaltantes le aplicó una puñalada en el cuello que le produjo un profundo corte y derivó en su muerte dos horas más tarde.

Los delincuentes no llegaron a concretar el robo y escaparon, en tanto que Orellana, malherido, fue auxiliado por su novia y por un automovilista que junto a otra persona pasó circunstancialmente por el lugar y lo trasladó hasta al cuartel de bomberos, desde donde lo llevaron al Hospital Mariano y Luciano de la Vega, donde murió alrededor de las 21.

Tras lo ocurrido, los investigadores de la Policía Bonaerense iniciaron diversas tareas tendientes a identificar a los responsables, entre las que fueron de gran utilidad las grabaciones de distintas cámaras de seguridad instaladas en la zona, agregaron las fuentes.

La causa quedó a cargo de la fiscal de Moreno-General Rodríguez Luisa Pontecorvo, quien en declaraciones a Télam hoy le pidió a la cuarta persona aún prófuga que «por favor se entregue, que va a contar con todas las garantías desde la fiscalía».