Instan a donar sangre utilizando como marco las Fiestas

BUENOS AIRES- Con el fin de evitar la baja de donaciones que se da durante las últimas semanas del año y que llevan al descenso de las reservas de los bancos de sangre, que requiere mantener un promedio de más de 4 mil transfusiones diarias el Ministerio de Salud organiza colectas en distintos puntos del país.

Para evitar la tendencia al descenso en el número de donantes voluntarios de sangre, que suele darse durante las últimas semanas del año a causa de las fiestas de Navidad y Año Nuevo, y el comienzo de las vacaciones, el Ministerio de Salud de la Nación fomenta la donación de sangre a través de colectas en distintos lugares con el objetivo de reforzar las reservas de los bancos de sangre de los hospitales.

“Cuando alguien se enferma o se accidenta es fundamental la ayuda de todos, en especial en estas fechas, para que los establecimientos cuenten con la sangre suficiente para garantizar una atención adecuada”, afirmó el ministro Juan Manzur.

En Argentina se necesitan más de 4 mil transfusiones diarias y la única forma de contar con ellas es a través de la donación voluntaria de la comunidad sana. “Durante las fiestas  las personas que están internadas siguen necesitando transfusiones de sangre y por eso es importante que todos continuemos colaborando con ellas, ya que con una sola donación se pueden salvar hasta tres vidas”, afirmó Manzur.

Con la organización del Hospital Posadas, los dos lunes que quedan del año de 9 a 16 los donantes podrán concurrir al móvil de extracción de sangre en la esquina de Diagonal Norte y Libertad, en la Ciudad de Buenos Aires.

Por su parte, el hospital Garrahan llevará a cabo colectas en distintos lugares: el lunes de 10 a 16 se atenderá a los donantes de sangre en la parroquia La Candelaria, en Bahía Blanca 3631, Ciudad de Buenos Aires. El sábado 27 se realizará una colecta de 10 a 18 en Cañuelas, en San Martín y Mitre S/N mientras que el domingo 28 de 10 a 16.30 se podrá donar en el Club San Lorenzo, situado en José Marmol 1691 de la Ciudad de Buenos Aires.

Quienes no residan cerca de estos lugares, podrán acercarse al banco de sangre donde donan habitualmente, o si nunca lo han hecho pueden solicitar información sobre los centros de donación habilitados en todo el país a través de la línea gratuita del Ministerio de Salud (0800-222-1002, opción 3) o consultar en el siguiente link: http://cor.to/AuuP.

Los requisitos para donar sangre son: tener entre 18 y 65 años de edad; pesar más de 50 kilos; sentirse bien de salud; no padecer enfermedades que sean transmitidas por sangre (hepatitis, Chagas, etc.); no haber tenido relaciones sexuales de riesgo en el último año; no consumir drogas endovenosas; no haberse realizado tatuajes, perforaciones cutáneas o haberse sometido a una cirugía en el último año.

Es importante saber que para donar sangre no es necesario el ayuno y se recomienda ingerir abundante bebida previamente como mate, té, café, jugo azucarado o gaseosa. Además es conveniente ir con ropa cómoda, fácil de arremangar y se debe llevar el Documento Nacional de Identidad (DNI). Deben al menos transcurrir dos meses entre cada donación.

Plan Nacional de Sangre

El Plan Nacional de Sangre se propone cambiar el modelo de donante ocasional o de reposición por el de donante altruista, voluntario y repetido, para garantizar la seguridad de la sangre. Esto sumado a una nueva infraestructura  de bancos con capacidad de almacenamiento y distribución de los componentes de la sangre, hacen al  sistema sanitario más equitativo y eficiente. Este cambio paulatino se refleja en el incremento de donantes voluntarios en el sector público, que pasó de 15.000 (3%) en 2004 a 200.000 (35%) en 2013. La meta es llegar a un millón de dadores voluntarios y habituales  en el sector público y privado.

Los donantes ocupan un lugar de privilegio dentro de la cadena solidaria. Su aporte es invalorable porque es la voluntad de la gente la que permite ayudar a otros.