Reducen sustancialmente las muertes por aborto en la provincia

 

LA PLATA-  Las muertes maternas por aborto en la provincia de Buenos Aires se redujeron en un 55 por ciento, una baja que se atribuye a la entrega de anticonceptivos, la vigencia del protocolo para realizar abortos no punibles y las consejerías personalizadas en derechos sexuales y reproductivos.

“Observamos que se redujo notablemente el peso del aborto como causa de muerte materna en la provincia», aseguró el ministro de Salud bonaerense, Alejandro Collia.

Durante el año 2011 murieron 31 mujeres y en el 2012 fallecieron 14, reducción que se explica «porque pudimos mejorar el acceso a los métodos anticonceptivos, a la atención oportuna en hospitales y a la consejería”, analizó el funcionario.

Las últimas estadísticas oficiales son del año 2012, cuando la tasa de mortalidad materna en general, fue de 3 por 10.000 nacidos vivos, «la más baja desde que se tiene registro y un 32 por ciento inferior que la de 2011», informó la cartera sanitaria.

«Durante décadas, los abortos autoprovocados o hechos en lugares clandestinos constituían la primera causa de muerte materna”, recordó Collia.

Sin embargo “eso ocurrió sobre todo hasta 2011, ya que en 2012 pasó a ser la tercera causa de mortalidad, detrás de las enfermedades previas que complican el embarazo y de los problemas de hipertensión, que son frecuentes y ponen en riesgo a las mujeres embarazadas”, agregó el ministro.

La entrega de métodos anticonceptivos gratuitos «ha sido una herramienta clave para reducir los embarazos no planificados y los consecuentes abortos que pueden derivarse de ellos”, destacó Marisa Matía, titular del Programa de Salud sexual y Procreación Responsable de Buenos Aires.

En los últimos tres años, se distribuyeron en territorio bonaerense «más de 30 millones de métodos anticonceptivos para su entrega gratuita en 2.138 centros de salud y hospitales».

La entrega de contraceptivos «aumentó 17 veces en los últimos diez años», resaltó la funcionaria, ya que en 2003 fueron 105.808 y el año pasado 1.825.284.

Otra medida que contribuyó a la reducción de la muerte de mujeres fue la adaptación del Protocolo de Aborto No Punible de la provincia de Buenos Aires al fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación del 13 de marzo de 2012.

La decisión del máximo tribunal estipuló que el aborto no es punible -es decir, no es considerado delito- cuando el embarazo es consecuencia de una relación sexual no consentida, y en estos casos, no se requiere autorización judicial ni denuncia policial para acceder a la interrupción del embarazo.

Un factor más que impide la muerte por aborto es la instalación de consejerías sobre derechos sexuales y reproductivos en distintos puntos del territorio.

En esta estrategia están incluidas las universidades de Luján, La Plata, General Sarmiento, La Matanza y San Martín (Unsam).

La Unsam fue la última en firmar el convenio con el Ministerio para «trabajar en conjunto la reducción de riesgos y daños en cuanto al acceso a derechos sexuales y reproductivos, lo que incluye abordar el aborto» confirmó a Télam Vanesa Vázquez Laba, a cargo del grupo de investigación en género y sexualidades de la casa de estudios.

El acuerdo también contempla una especialización para equipos de salud que «comenzará a dictarse este año», adelantó la especialista.

Este es el criterio que sustenta el Programa, porque «no se limita» a entregar anticonceptivos «ya que durante los últimos tres años recorrimos toda la provincia para formar a los profesionales y agentes de salud», dijo la funcionaria.

Estos equipos «son los que tienen que estar capacitados para abordar a las personas con respeto y confidencialidad, porque se trata de temas que involucran a la sexualidad y a la intimidad de quienes consultan”.