“La relación entre Argentina y China es una verdadera política de Estado”, aseguró Cristina

 

BUENOS AIRES- La presidenta Cristina Fernández y su par de la República Popular China, Xi Jinping, brindaron una declaración a la prensa, en la que destacaron la importancia de los convenios alcanzados por ambos gobiernos. “Ambos países tenemos una visión acerca de que cada país debe decidir su modelo de desarrollo sin ningún tipo de interferencias externas”, expresó la Jefa de Estado.

La presidenta Cristina Fernández aseguró que el de hoy es “un día que podemos definir como fundacional en las relaciones entre ambos países”. Indicó que tras el primer acuerdo de asociación estratégica, firmado en 2004, “comenzaron a sucederse numerosas visitas, entre funcionarios de ambos países, de las mas altas jerarquías y que culminan en esta etapa de lo que fue la primera asociación estratégica, para iniciar una nueva etapa que es la de la asociación estratégica integral”.

Afirmó que se trata de “una jerarquización de la relación económica, política, cultural, que va más allá de la bilateralidad”. Destacó que China apoyó el reclamo argentino sobre Malvinas, así como la Argentina apoya la política de “una sola China”, en el conflicto por el status de Taiwan.

“La firma de esta asociación estratégica integral, pasa  a conformar la relación entre Argentina y China en una verdadera política de estado”, aseguró la Jefa de Estado, al tiempo que señaló que se trata de “un estado que asume que hay un nuevo marco en las relaciones internacionales, afortunadamente, y que la aparición de nuevos actores es provechosa para todos”.

La Primera Mandataria recordó que “en 1949, cuando se constituye la República Popular China, la Argentina fabricaba locomotoras, automotores, aviones”. Aseguró que “aquella China en la que parecía imposible alcanzar el desarrollo que tiene hoy, se ha convertido en el gigante asiático, primer exportador del mundo, y en poco tiempo será la primera economía del mundo”.

Indicó que para alcanzar ese nivel de desarrollo, además de la “perseverancia”, hay “planificación, presencia del Estado y preeminencia de la política por sobre todas las otras variables, que son las que deciden el atraso o la prosperidad de un país”. “La presencia de estos nuevos actores está ayudando a reacomodar las cosas, y a que países emergentes podamos tener nuevas y mejores oportunidades “, aseveró.

Cristina Fernández consideró que “un mundo donde unos dominen a otros y vivan a costa de otros ya no es posible”. “El nuevo mundo tiene que ser un mundo donde la colaboración y el todos ganamos sea el modo de organización global”, afirmó.

Enumeró los acuerdos firmados, entre los que sobresalen el financiamiento de las represas hidroeléctircas sobre el río Santa Cruz, la primera etapa del ferrocarril Belgrano cargas, la construcción de barcos de dragados, la apertura del mercado chino de las peras y manzanas argentinas, el ingreso de las carnes argentinas al mercado chino, la carta de compromiso con la pcia. de Entre Ríos, para el emprendimiento de riego en zonas arroceras, entre otros.

Asimismo, subrayó el acuerdo alcanzado por un swap por 11 mil millones de dólares, “para establecer estabilidad en los tipos de cambio, cuando sufrimos ataque especulativos de los fondos buitres, que muchas veces hacen oscilar las monedas y tornan al mundo muy inestable y poco propicio para el desarrollo del comercio y de la prosperidad”.

La Presidenta afirmó que “ambos países tenemos una visión acerca de que cada país debe decidir su modelo de desarrollo sin ningún tipo de interferencias externas”. “Uds. han tenido la inmensa voluntad de definir su propio modelo de desarrollo. Nosotros no hemos podido desarrollar en forma permanente un modelo que sea sustentable y perdurable en el tiempo”, le recordó a su par chino.

También, remarcó la importancia de la presencia en el país de “mas de 200 empresarios chinos, que mañana van a tomar contacto con sus pares argentinos”. “Creemos en la iniciativa privada pero también creemos en la decisión política del estado y en la profundización de las políticas económicas, que ayuden al desarrollo de la economía”, afirmó. Y recalcó: “Público o privado, lo importante es el desarrollo y que ese desarrollo sea con inclusión social, que les de capacitación, vivienda, educación, trabajo y salud”.