Expertos advierten que no habrá cura a corto plazo para el SIDA

MELBOURE Reunidos en la Conferencia en Australia los especialistas alertaron que «no hay signos por ahora de que vaya a encontrarse una cura para la enfermedad a corto plazo», pese a que ya han pasado 30 años desde su descubrimiento. 

El desarrollo de una cura para los que ya se han infectado puede tardar «muchos, muchos años», aseguró Steven Deeks, investigador de la Universidad de California, según reproduce la agencia DPA.

Por el contrario, expertos en tuberculosis informaron de nuevos resultados que podrían revolucionar el tratamiento de esta enfermedad.

Deeks fue el copresidente de un simposio de dos días sobre la búsqueda de una cura para el VIH, el virus del sida, y que se realizó antes del inicio de la conferencia en Melbourne.

Según cifras de Naciones Unidas, hay 35 millones de personas que viven con VIH/sida en el mundo.

La investigación sobre el sida hace enormes avances, subrayó por su parte la presidenta del encuentro, Françoise Barré- Sinoussi, por lo que «no hay motivos para no ser optimistas».

Según cifras de Naciones Unidas, hay 35 millones de personas que viven con VIH/sida en el mundo La conferencia se celebra con el trasfondo de una serie de casos recientes que arrojan nueva luz sobre formas para hacer retroceder al virus.

Cuando un niño y dos receptores de un transplante de médula ósea permanecieron libres del virus durante meses sin recibir ningún tratamiento antirretroviral, los científicos pensaron estar cerca de una cura.

Pero el virus volvió a aparecer más adelante tanto en el bebé como en los pacientes transplantados.

«Nos da una base para avanzar en pruebas médicas», dijo Deborah Persaud, del Johns Hopkins Childrens Center de Maryland, que encabezó el equipo en torno al bebé en marzo de 2013.

También los fracasos hacen avanzar a los científicos, añadió Persaud.

La noticia de que el virus había vuelto aparecer en el niño 27 meses después de haber dejado el tratamiento y de haberlo considerado curado llegó una semana antes del inicio de la conferencia en Australia.

«Pero pese a eso es un resultado espectacular», destacó la médica. «Tenemos que mejorarlo», agregó.

La eliminación permanente del virus fracasa porque éste se esconde en ciertas partes del cuerpo donde puede permanecer latente durante años.

Los expertos aún no saben en qué células se oculta.

El equipo del virólogo James Whitney de la Escuela Médica de Harvard en Boston muestra en un reciente artículo de «Nature» que virus similares al VIH presentes en los monos crean esas reservas protectoras muy rápidamente después de la infección.

En la reunión, la alianza mundial de lucha contra la tuberculosis anunció en cambio un avance que podría ser fundamental en la lucha contra la enfermedad: con un nuevo cóctel de medicamentos.

Se obtuvieron en un primer estudio muy buenos resultados con pacientes que habían desarrollado resistencia a gran cantidad de fármacos.