Sin acuerdo en el conflicto docente

LA PLATA- Los sindicatos que integran el Frente Gremial Docente repudiaron y se solidarizaron con los funcionarios del gobierno de la provincia de Buenos Aires que fueron agredidos luego de la reunión que mantuvieron con el objetivo de destrabar el conflicto salarial.
La Federación de Educadores Bonaerenses (FEB) sostuvo en un comunicado que «repudia enérgicamente las agresiones sufridas en la tarde de hoy por los funcionarios del Gobierno provincial, luego del encuentro con los gremios docentes».
«Se trata de un acto cobarde y fuera de toda lógica, que se aleja de los caminos del diálogo y el consenso que pregonamos desde esta Federación», agregó el gremio que conduce Mirta Petrocini.
Por su parte, el titular del Sindicato Unico de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba), Roberto Baradel, aseguró que «cualquier persona que sufra una agresión para los docentes es una acción repudiable que merece nuestro profundo rechazo y solidaridad con los funcionarios».
La agresión ocurrió cuando un grupo de manifestantes insultó a los funcionarios que salían caminando rumbo a la gobernación y arrojaron una piedra que impactó en la ministra de Economía, Silvina Batakis.
El gobernador Daniel Scioli calificó el hecho como «repudiable y salvaje» y lo vinculó a las declaraciones que formuló ayer el titular del Sindicato Unico de Trabajadores de la Educación (SUTEBA) Roberto Baradel quien dijo que «si hay descuentos a los docentes por los paros vamos a ir a buscar a los funcionarios a sus casas».
«Hace dos semanas denuncié y advertí que había hechos de provocación en las reuniones paritarias y reclamamos al gobierno medidas de seguridad, cosa que no hubo en el encuentro de hoy en la Defensoría», graficó Baradel.
El gremialista acusó al gobierno de «intentar desviar la discusión porque no tienen argumentos para justificar que un docente va a cobrar 4.400 pesos en marzo» y negó que el incremento salarial otorgado hoy por decreto por el gobernador sea del 30,9 por ciento.
«Ese porcentaje alcanza a sólo el 20 por ciento de los maestros mientras que para el 70 es del 21 por ciento en dos cuotas», sostuvo el gremialista.
Baradel dijo además que rechazaron la nueva propuesta formulada hoy por el gobierno «porque significaba subir la masa salarial sólo 300 millones de pesos».
Es que según fuentes gremiales, la oferta consistía en elevar entre uno y dos puntos el porcentaje de aumento en la primera cuota que se liquidaba con los salarios de marzo.
Por su parte el gobernador bonaerense Daniel Scioli ratificó que otorgará por decreto el aumento del 30,9 por ciento ofrecido a los docentes, calificó el paro por tiempo indeterminado que llevan adelante los maestros como “sin precedentes” y les adjudicó “intencionalidad política”.
“Nos hemos encontrado lamentablemente con una posición de intransigencia, inflexibilidad que no facilitó de ninguna manera los buenos oficios del Defensor del Pueblo de acercar posiciones”, dijo Scioli.
El gobernador se refirió al rechazo a la nueva propuesta de aumento salarial que hizo hoy el gobierno a los representantes del Frente Gremial Docente en el marco de una audiencia citada por la Defensoría del Pueblo con el objetivo de destrabar el conflicto.
Scioli apoyó además el anuncio del Defensor del Pueblo, Carlos Bonicato, de presentar un amparo ante la justicia para que las negociaciones continúen pero con clases en todos los establecimientos públicos de la provincia.
“Hoy o mañana vamos a presentar un amparo porque estamos en una situación de colisión de derechos y hay que optar por la protección de uno de ellos y en este caso es el de los niños a tener educación», explicó Bonicato.
La presentación judicial «reordena y reconduce lo que es un conflicto colectivo y una colisión de derechos”, dijo y aclaró que el objetivo es que “se reinstale el funcionamiento del servicio educativo sin perjuicio de que se continúe con los reclamos”.
Bonicato abrió un canal de diálogo entre los gremios y el gobierno para intentar destrabar el conflicto que se mantiene desde hace 12 días paralizadas las escuelas públicas, tras el rechazo de los gremios al aumento en dos tramos y a desconocer la conciliación obligatoria impuesta por el gobierno.
Tras el fracaso de la reunión, Scioli dijo que los gremios docentes “insisten en un aumento del 35 por ciento que no se condice con lo que se negocia en ningún ámbito público o privado”.
Si bien no quiso dar detalles, atribuyó “intencionalidad política al paro”.
“¿Alguien conoce un paro por tiempo indeterminado en otro sector? ¿Alguién sabe de una paritaria que se haya cerrado al 35%? ¿Qué es esto de que no estoy de acuerdo, me levanto y me voy? ¿Qué tengo que pensar?», se preguntó el gobernador.
Para Scioli, “la instancia está agotada” por lo que adelantó que otorgará el aumento por decreto “porque no voy a complicar a los maestros por la intransigencia de los dirigentes”.
“Nuestra provincia tiene una gran repercusión en la Nación y tengo que contribuir a la estabilidad del país y a los esfuerzos que hace la Presidenta para regularizar las situaciones que habían quedado pendientes”, explicó para fundamentar la imposibilidad de la provincia de afrontar el aumento que reclaman los gremios.
Scioli pidió además a los gremios “que reflexionen no por este gobierno sino por los chicos, sus padres y por el valor de la educación” y dijo que “es un clamor popular que las aulas estén abiertas”.
En la conferencia que ofreció en La Plata, lamentó también el «episodio salvaje» de la agresión que sufrieron algunos de los ministros al término de la reunión por parte de un grupo de manifestantes que los insultó y arrojó piedras.
Los gremios rechazaron hoy la nueva propuesta de aumento y ratificaron las medidas de fuerza por considerarla “insuficiente”.
“La medida de fuerza continúa porque lamentablemente no hubo acuerdo”, explicó el titular del Sindicato Unico de Trabajadores de la Educación (SUTEBA), Roberto Baradel.
El dirigente agradeció la participación de la Defensoría del Pueblo pero aclaró que el gobierno “planteó reformular la propuesta anterior, mejorar en dos o tres puntos la primera cuota de los dos tramos del aumento, pero el incremento en la masa salarial es insuficiente”.
Baradel precisó que en el encuentro se “trataron muchos temas, como infraestructura y asignaciones familiares, en los que vamos a seguir trabajando” pero aseguró que los gremios “tenemos mandato para continuar con las medidas de fuerza hasta que no haya una propuesta superadora”.
“La postura nuestra con la movilización de ayer está fuerte y sabemos que tenemos razón en lo que estamos reclamando, es justo”, destacó.
En tanto, la titular de la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), Mirta Petrocini, aseguró que con la nueva propuesta del gobierno “no hay variaciones en números, apenas una reformulación que eleva el aumento a un 26 por ciento”.
“La provincia dice estar haciendo un esfuerzo, pero la verdad es que el verdadero esfuerzo lo está haciendo el docente. No se llegó a determinar ni siquiera si esos valores van al básico y el gobierno insiste en una falta de disponibilidad para mejorar esos números, que ya fueron rechazados”, sostuvo.