Para Estados Unidos, la Argentina «está a la vanguardia en materia de inmunización en todo el continente»

 

GINEBRA-Lo aseguró la secretaria de Salud norteamericana, Kathleen Sebelius, durante una reunión bilateral con su colega argentino, Juan Manzur, en el marco de la 67° Asamblea Anual de la Organización Mundial de la Salud que se desarrolla en Ginebra.

«Sin dudas la Argentina está a la vanguardia en materia de inmunizaciones en todo nuestro continente; nosotros aún no contamos con el grado de desarrollo en materia de vacunas gratuitas y obligatorias que tienen ustedes y tenemos mucho que aprender de sus experiencias», expresó Sebelius a Manzur durante el encuentro que fue solicitado por la estadounidense.

La funcionaria recordó que EEUU está haciendo un gran esfuerzo en intentar tener políticas de acceso universal a la salud pública similares a las argentinas y manifestó además sentirse «muy complacida con el gran desarrollo» que el Argentina «ha alcanzado en materia de vigilancia de enfermedades y en el rol que tienen los laboratorios nacionales en ese sentido».

Asimismo, Sebelius aseguró conocer «muy profundamente el gran desarrollo argentino» en cuanto a las políticas de seguridad de medicamentos y mencionó especialmente al sistema de trazabilidad instrumentado en 2011 por la cartera a cargo de Manzur a través de la ANMAT (Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica).

La funcionaria estadounidense afirmó además que para EEUU «es relevante» poder contar con el apoyo y liderazgo argentino para convocar a los países de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) a conformar una agenda de seguridad sanitaria común e invitó a Manzur a participar de un encuentro previsto para septiembre próximo en la Casa Blanca.

«Nosotros aún no contamos con el grado de desarrollo en materia de vacunas gratuitas y obligatorias que tienen ustedes y tenemos mucho que aprender de sus experiencias» «Luego de atravesar una crisis como la pandemia de gripe y la epidemia de dengue en Argentina en el 2009, hemos aprendido que la salud no tiene fronteras y que debemos trabajar en forma coordinada entre los países para poder dar respuestas rápidas y eficaces a nuestros ciudadanos a través de una fuerte presencia del Estado», aseguró el ministro argentino tras manifestar su total acuerdo con la propuesta comprometerse a asistir a esa cita en Washington.

Manzur, quien mañana disertará ante la OMS sobre la evolución y mejora de los diferentes indicadores sanitarios registrados en el país en la última década, regaló a Sibelius un ejemplar del libro «El derecho a la salud: 200 años de política sanitaria en Argentina».

«Para el gobierno que conduce nuestra Presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, el acceso universal y equitativo de la población a la salud, es un derecho esencial y por eso hemos avanzado mucho en los últimos años con acciones desde el Estado Nacional tales como el aseguramiento de la disponibilidad de medicamentos gratuitos en más de 8.000 centros de atención primaria a lo largo y ancho de Argentina para dar respuesta al 80% de las patologías más frecuentes», dijo Manzur.

Señaló además que se puso en marcha «el Calendario Nacional de Inmunizaciones con 16 vacunas gratuitas y obligatorias, la creación del Instituto Nacional del Cáncer y del Instituto Nacional de Medicina Tropical en 2010, la red de cobertura para cardiopatías congénitas que permite que ya no haya listas de espera y la política de trasplantes de órganos y tejidos, entre otras».

La reunión había sido solicitada hace unas semanas por EEUU y se llevó a cabo poco antes de comenzar la asamblea anual de la OMS, que este año cuenta por primera vez con la presidencia de Cuba y tiene por tema central el impacto de los cambios climáticos sobre la salud global.

El de Ginebra fue el cuarto encuentro que mantienen Manzur y Sebelius desde 2009, cuando abrieron una agenda de cooperación permanente mediante la cual el gobierno estadounidense asesoró a la cartera sanitaria argentina en la creación del Instituto Nacional del Cáncer.

Además, ambos países cooperan en el desarrollo conjunto de protocolos de investigación, el diagnóstico y atención para el cáncer pediátrico y de adultos, el apoyo para el fortalecimiento del papel de los laboratorios en la vigilancia epidemiológica y el asesoramiento en políticas activas para atender las enfermedades no transmisibles, entre otros temas.