Balean a la esposa de José Angel Trelles en un intento de robo

 

HURLINGHAM-  La esposa del cantante José Angel Trelles fue herida  de un balazo tras un intento de robo en su agencia de lotería, y por el ataque detuvieron a un sospechoso, en la localidad bonaerense de William Morris, partido de Hurlingham, informaron fuentes policiales.

El hecho ocurrió alrededor de las 13 de ayer  en la calle General Villegas al 2900, en el mencionado distrito del oeste del Gran Buenos Aires.

Trelles confirmó a la prensa que su esposa, María del Carmen Langoni, recibió un disparo que ingresó por el glúteo y salió por el muslo, pero aclaró que no afectó ningún órgano de importancia y «por suerte no hubo lastimadura muscular ni de una arteria».

«(Los delincuentes) entraron por una obra en construcción que hay atrás, pero el negocio tiene una reja de hierro, entonces empezaron a golpear con un martillo para romperla pero María escapó y ahí le tiraron», detalló el músico.

Según Trelles, su esposa fue trasladada a un centro asistencial de Haedo, donde fue atendida por los médicos y esta tarde se encontraba «perfectamente bien», por lo que estimó que «hoy mismo» le darán el alta.

En tanto, efectivos de la Jefatura Departamental Morón se entrevistaron con el cantante y su esposa para tratar de identificar a los asaltantes.

En ese sentido, los investigadores detuvieron esta noche a un joven, de 29 años, como uno de los sospechosos de haber participado en el ataque, dijeron las fuentes.

«Es el asalto número veintinueve. En el anterior entraron a mi casa y todavía estoy pagando las consecuencias físicas porque me destrozaron un brazo», recordó Trelles.

Es que el 7 de marzo del año pasado el hombre sufrió un asalto en su casa, donde los delincuentes amenazaron con cortarle los dedos o matar a su hijo y a su mujer si no les entregaba dinero.

Aquel hecho ocurrió en la calle Andonaegui, de Villa Tesei, partido de Hurlingham, cuando un falso jardinero se le metió con la excusa de ofrecerle sus servicios para cortar el pasto.

De acuerdo a Trelles, los delincuentes, que en total fueron cuatro, le decían «no te movás que te mato», le pusieron el arma en la cabeza, le aplicaron dos culatazos y lo metieron adentro de su casa.

«No tenemos apuro, te vamos a cortar los deditos de a uno y, si no nos das las plata, vamos a esperar hasta la noche y te vamos a matar a tu hijo», contó Trelles que le decían los asaltantes.

El músico recordó que además le «contaban las balas» y le decían: «Ves que son balas, la primera te la pongo en el pecho y cuando estés agonizando te la pongo en la cabeza».

Finalmente, Trelles indicó que sólo les pudo dar entre 500 o 600 pesos en efectivo y que después le robaron «toda la ropa».