Randazzo recorrió obras del Roca en Avellaneda y Quilmes

AVELLANEDA/QUILMES- El ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, visitó  las obras de electrificación y la construcción de cuatro pasos bajo nivel de la línea ferroviaria Roca en las localidades de Avellaneda y Quilmes, acompañado por los intendentes Jorge Ferraresi y Francisco Barba Gutiérrez.

En Avellaneda, señaló que “la obra de electrificación entre Constitución y La Plata viene a muy buen ritmo y es parte del proceso de renovación que venimos impulsando por decisión de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner”.

“Es una obra de 500 millones de dólares, que estuvo paralizada durante 32 años y que nosotros hemos reactivado; si las empresas cumplen los plazos, la obra estará finalizada hasta Don Bosco en Agosto; a Berazategui en Octubre y hacia fin de año hasta La Plata”, detalló el ministro.

Randazzo destacó además que “esta obra es complementaria con la incorporación de 300 coches 0km que estamos incorporando a la línea con los que duplicaremos las frecuencias y bajaremos un 50% los tiempos para esta línea que transporta más de un millón de pasajeros por día”.

Por su parte, el intendente Ferraresi dijo que “Florencio viene haciendo un trabajo extraordinario con la política ferroviaria, esto se ve cuando uno habla con los vecinos; con esta obra terminada y los trenes 0km en las vías, será un antes y un después para los usuarios del tren y para todos los vecinos del distrito”.

Más tarde, durante la recorrida en Quilmes, el intendente Francisco Gutiérrez afirmó que “luego de 40 años de promesas, gracias a la decisión de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y del ministro Randazzo, se está avanzando fuertemente en la electrificación y modernización de esta línea”.

Sobre las obras de construcción de pasos bajo nivel Randazzo señaló que “vienen a muy buen ritmo los cuatro pasos bajo nivel en Avellaneda y Quilmes, que mejorarán la conectividad de ambas ciudades, les ahorrará tiempo a los vecinos y eliminará la posibilidad de siniestros viales con el tren”.

“En toda la historia ferroviaria del país se habían construido 57 pasos, hoy, en este proceso de renovación que hemos encarado, estamos construyendo 32”, añadió el ministro.

Previamente, en radio 10, se refirió al accidente en la estación Temperley, cuando una formación colisionó con una locomotora, y subrayó que «cuando decidimos llevar adelante este proceso de transformación ferroviaria sabíamos los inconvenientes que afrontábamos. Mi único compromiso es con los pasajeros, no con los empresarios, a quienes finalmente decidimos quitarles la concesión, ni con los dirigentes sindicales, que son parte del problema en la Argentina, inclusive con algunos que son hoy más empresarios que defensores de los derechos de los trabajadores».

Al respecto puso de relieve «si habría motivos para que un dirigente sindical defienda este proceso de transformación llevado adelante en los últimos dos años y medio, que es el más importante de los últimos 50 años, con la incorporación de más de 1.000 coches 0Km, con renovación de vías, nuevos señalamientos, nuevas estaciones, buenos salarios».

Y se lamentó que, sin embargo, «parte de la dirigencia gremial, no estoy hablando de los trabajadores, constituye un problema permanente y sistemático».

Randazzo señaló que de hecho llegaría a decir que investigaría la posibilidad de un sabotaje, porque es la tercera vez que ocurre un hecho de estas características y en los dos primeros fueron condenados en primera, segunda instancias y en las cámaras, lo que demostró que había responsabilidad manifiesta, y en los tres la coincidencia es que se produjeron a una semana de definiciones políticas importantes.

«En este caso hemos podido ver los videos, tanto la cámara exterior mostrando el semáforo en rojo, el GPS que marca la velocidad de ese tramo por suerte corto, el control trenes avisándole en 10 oportunidades que pare, y como si fuera poco, con la cámara interna que los secretarios generales Maturana o Caminos se habían opuesto a que las pusiera dentro de la cabina de los motorman, inclusive con un paro, quedó en claro que no sólo cometieron todas estas irregularidades, sino que manejaba el ayudante, lo cual está prohibido. Asombra la impunidad con la que dicen cualquier cosa», completó.