Diputado de Juntos por el Cambio defiende la explotación de niños y niñas en el campo

Aviso publicitario
banner dia verde moron

Desde Juntos por el Cambio parecen estar dispuestos a oponerse todo, incluso hasta a las causas de bien común. El pasado 12 de junio fue el Día Mundial Contra el Trabajo Infantil, y distintas entidades impulsaron campañas para conmemorar la fecha. En este marco, y lejos de conmoverse o colaborar con la causa, el diputado provincial Luciano “Lucho” Bugallo, publicó un descargo en sus redes sociales en el que apuntó contra quienes promueven la denuncia o abolición del trabajo de les niñes, y los tildó de “vagos”.

El legislador, que forma parte de las filas de la Coalición Cívica y está identificado con la figura de Elisa “Lilita” Carrió, citó una publicación realizada por el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria en Argentina (INTAA), en la que la entidad criticaba el trabajo infantil en el sector agropecuario o en actividades rurales, e, insólitamente, se posicionó en contra de esa postura.

“Para los vagos que nunca laburaron, todo trabajo es explotación”, escribió Bugallo para dar inicio a una serie de mensajes en su cuenta de Twitter. Luego, defendió su posición recordando que cuando él era chico iba junto a sus hermanos a desarrollar distintas tareas en el campo familiar: “Era lo mejor que nos podía pasar”.

En ese mismo sentido, el diputado macrista recordó que manejaba tractores, cortaba el pasto y cargaba la sembradora, entre otras faenas y sostuvo que “fue todo un gran aprendizaje, nada de explotación. Puro verso ideológico” e insistió en que “es una payasada creer que el trabajo en el campo junto a la familia es explotación”.

Asimismo, si bien pretendió aclarar que es importante que los niños vayan a las escuelas, Bugallo subrayó que “aprender y formarse junto a sus padres en el campo, es una experiencia que no se olvida nunca más en la vida, te da herramientas, te abre la cabeza y evita que caigas en manos de populistas”.

Hacia el final, para evitar el repudio y tratando de justificar sus polémicos dichos, el legislador sentenció: “Diferente es cuando los chicos no van al colegio, hacen tareas de adultos y se les exige como tal, no se les paga sueldo y son tratados prácticamente como esclavos. De eso la política sabe mucho”.

Tras estas polémicas declaraciones, que no solo niegan sino que, en cierto modo, reivindican la explotación infantil en los campos, muchos usuarios repudiaron los dichos de Bugallo.

Cientos de comentarios criticaron, fuertemente, la postura del legislador macrista y le recordaron que, en su caso particular, la comodidad que experimentó se debía a que era el hijo del patrón, algo totalmente diferente a lo que sucede en realidad en las zonas rurales.

 

Un diputado antiderechos

Esta no es la primera vez que Bugallo genera polémica por sus dichos poco afortunados y antiderechos.

En 2019, en plena campaña electoral, publicó un spot de Juntos por el Cambio, que encendió la ira de los defensores de derechos de los animales. En él se veía a un niño rubio tomando por las patas a un gato -apodo que se le inculcó al expresidente Mauricio Macri- para luego revolearlo por el aire. De fondo, con gritos de cancha se escuchaba un audio con la frase: Se da vuelta, Mauricio lo da vuelta”.

El gato aterriza sobre sus patas que se doblan y se asienta en panza que impacta en el suelo. Apología al maltrato animal fue el comentario de repudio que inundó las redes sociales.

Más atrás en el tiempo, en 2016 publicó un tuit en el que reflexionó que “las mujeres que salen con el cartelito de #NiUnaMenos” y apoyan la despenalización del aborto, “deberían haber sido abortadas, pero están vivas”. Luego, borró la publicación y pidió disculpas. Aclaró que se había inspirado en una frase de Reagan: “Me he dado cuenta de que todos los que están a favor del aborto ya nacieron”.

DEJA UNA RESPUESTA