Secuestran autopartes ilegales, las venderán como chatarra y el dinero irá al Garrahan

Unas 3.500 autopartes ilegales valuadas en seis millones de pesos fueron secuestradas en un desarmadero en el barrio porteño de Chacarita, tras lo cual, el juez de la causa dispuso que el material sea compactado y vendido como chatarra y que la recaudación sea destinada al Hospital Garrahan, informaron hoy fuentes de la Policía de la Ciudad.

El procedimiento fue llevado a cabo luego de una investigación a cargo de efectivos de la División Sustracción Automotores de la fuerza porteña que permitió localizar un galpón en la calle Montenegro al 100, en el denominado «corredor Warnes», donde se cometían infracciones a la ley de desarmaderos.

Según las fuentes, en ese predio se reducían, acopiaban y comercializaban autopartes procedentes mayoritariamente de automotores robados.

Al allanar el lugar, los efectivos identificaron al responsable del mismo, un hombre de 52 años, y secuestraron 2.758 ópticas de alta gama, 30 frentes de parrilla, 590 espejos retrovisores laterales eléctricos, 124 módulos de computadora y tres llantas.

De acuerdo a los voceros, todo este material revendido en el mercado negro tenía un valor de seis millones de pesos.

La causa quedó a cargo del fiscal Penal Contravencional y de Faltas 5 de la Ciudad, Miguel Kessler; y el juez 15 del mismo fuero, Gustavo Adolfo Letner; quien dispuso el traslado de todo lo incautado a un depósito judicial de Villa Soldati donde será compactado por el Ministerio de Justicia y Seguridad porteño.

Luego, el material será vendido como chatarra y lo recaudado será destinado al Hospital Garrahan, añadieron los voceros.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA