Las escuelas de verano combinan propuestas lúdicas y educativas para chicos de varias provincias

BUENOS AIRES- Propuestas que integran actividades lúdicas y recreativas con contenidos educativos, programas para alumnos de nivel primario y secundario, docentes itinerantes y cursos de apoyo para recuperar materias desaprobadas son algunas de las iniciativas de las escuelas de verano que se desarrollan en varias provincias.

Con más de 200.000 chicos participando en unos 2.000 establecimientos que funcionarán como sedes hasta el 6 de febrero, el programa Escuela Abierta de Verano de la provincia de Buenos Aires propone actividades al aire libre relacionadas con la promoción de la lectura, el cuidado del medio ambiente y el deporte.

La directora General de Cultura y Educación de esa provincia, Nora De Lucía, explicó hoy en Pinamar que «Escuelas Abiertas en Verano es un espacio valioso de propuestas educativas para chicos escolarizados y no escolarizados”, y destacó que “este programa se ha consolidado como una oportunidad más para promover la inclusión educativa».

“Los chicos pueden disfrutar de sus vacaciones aprendiendo», resumió al visitar la sede que funciona en el Jardín 901 y en la Primaria 1 de esa ciudad balnearia.

En Catamarca, las escuelas de período especial comenzaron este 9 de enero con el dictado de cursos de apoyo para estudiantes y juegos recreativos para niños de entre 4 y 12 años, con el objeto de «reafirmar conceptos y prácticas de los educandos».

«Los cursos de verano comenzaron en forma simultánea con el inicio del segundo cuatrimestre del ciclo lectivo de período especial, y se prolongarán hasta el próximo mes de marzo en los establecimientos alejados de los centros urbanos de la provincia», señaló el subsecretario de Gestión Educativa de la provincia, Ricardo Cuello

Las actividades en esa provincia incluyen el trabajo de docentes «itinerantes», quienes cumplen funciones en entre dos y cuatro establecimientos por jornada, y llevan a cabo clases de apoyo para alumnos con escasos rendimiento en el aprendizaje.

De la misma forma, la provincia de Santa Fe puso en marcha dos acciones que integran actividades recreativas con contenidos educativos: para los chicos de nivel primario, las colonias de vacaciones, y para adolescentes y jóvenes, el programa Verano Joven.

Las colonias, que se realizan durante diciembre, enero y febrero y tienen por objetivo congregar a más de 100.000 chicos y jóvenes, cuentan con docentes, quienes refuerzan los contenidos educativos en espacios distendidos.

«Se trata de que los chicos profundicen durante el receso escolar sus actividades de convivencia, de participación, de juegos y deportivas que se fortalecen mucho en las piletas de natación que tenemos en toda la provincia», explicó la ministra de Educación, Claudia Balagué.

Por otra parte, el Programa Verano Joven, en conjunto con el «Vuelvo a Estudiar», está destinado a jóvenes de entre 13 y 25 años y pretende detectar a los chicos que no están escolarizados pero sí se inscriben en actividades barriales, que incluyen juegos, deportes, música y arte.

En tanto, en Tucumán está previsto que unas 200 escuelas abran sus puertas durante el verano y reciban a más de 20.000 chicos, para desarrollar actividades educativas, deportivas y recreativas.

«Los chicos podrán divertirse pero al mismo tiempo aprender a través de los talleres de juegos lúdicos, canto, teatro, lectura, natación y recreación», explicó el vicegobernador, Regino Amado.

La ministra de Desarrollo Social, Beatriz Mirkin, informó que las colonias están abiertas de 8.30 a 12.30 para toda la comunidad y destacó que «este año se ampliaron las inscripciones para los estudiantes del nivel secundario”.

En Misiones, por quinto año consecutivo, el programa «Escuelas de Verano» propone trabajar durante el periodo estival con niños y sus familias en actividades al aire libre, con propuestas artísticas y lúdicas.

El programa tendrá lugar hasta el 20 de febrero en 50 establecimientos educativos y entre sus funciones está la de reforzar los contenidos dados durante el año para aquellos niños que deben materias.

«Lo que se hace en las escuelas de verano refleja un concepto de escuela que opera todo el año», explicó al presentar el programa el ministro provincial de Cultura, Educación, Ciencia y Tecnología, Luis Jacobo.

En la misma línea, la provincia de Río Negro tiene en marcha el programa «Escuela para todos. Que el verano te rinda», que busca ayudar a estudiantes secundarios de primero y segundo año en la recuperación de materias que no aprobaron en el ciclo escolar 2014.

La iniciativa, que se desarrolla por tercer año consecutivo, pretende beneficiar a unos 2.600 alumnos que no lograron aprobar o promocionar cuatro o más materias y se desarrolla hasta el 30 de enero.