Alerta en La Plata ante tres personas internadas por hantavirus

LA PLATA- Se trata de dos hombres y una mujer que permanecen en hospitales de esa ciudad, según informó el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires, que entre otras medidas de prevención recomendó no barrer donde hay roedores.

Según informó la dirección de Epidemiología de esa cartera, María Esther Arriondo, de 30 años, y Alejandro Nuñez, de 32, están internados en el hospital provincial Alejandro Korn de Melchor Romero.

La joven «evolucionó favorablemente y será dada de alta en las próximas horas» mientras que el otro paciente permanece en terapia intensiva, aunque los médicos prevén derivarlo en las próximas 48 horas a una sala de cuidados generales, indicó el Ministerio en un comunicado.

Por su parte Marcelo Avellaneda, de 35 años, permanece internado en la terapia intensiva del Hospital Italiano de La Plata, con problemas renales.

El titular de Salud de la Provincia, Alejandro Collia, explicó que en lo que va del año “se notificaron 22 casos de hantavirus en la provincia, cuatro menos que el año pasado a esta altura, de modo que si bien hay un descenso en la estadística general, debemos tener presente que cuando llueve en cantidad, como ocurrió en las últimas semanas, el agua anega las madrigueras y esto obliga a salir a los roedores”.

Frente a los casos registrados, Salud recomendó tomar medidas de prevención contra esta enfermedad que se contrae a través de las deyecciones del llamado “ratón colilargo”, cuya aparición en las viviendas se ve favorecida por las condiciones climáticas que se están registrando.

Entre esas medidas, «se debe evitar entrar en contacto con la orina y excrementos de las ratas, evitar la acumulación de basura, utilizar guantes y botas para desratizar, no bañarse en aguas que pudieran estar contaminadas y evitar transitar por lugares donde hay barro, porque es probable que allí haya orina de roedores», explicó la titular de Epidemiología de la dirección de Atención Primaria de la Salud, Lilian Moriconi.

Según detalló, los virus hanta se contraen por inhalación de los aerosoles suspendidos en el aire a partir de excrementos y orina del ratón colilargo infectado, por lo que «es clave no barrer en los ambientes donde pudo haber ratones. Primero habrá que ventilar, luego mojar con agua y lavandina y limpiar por baldeado».

“Los síntomas que deben motivar la consulta a un médico son similares a los de una gripe: fiebre, decaimiento, dolores de cabeza, cefalea, tos y vómitos”, concluyó la especialista.