Miles de víctimas de inseguridad marcharon frente al Congreso

CAPITAL FEDERAL-  Bajo la consigna #ParaQueNoTePase miles de personas se concentraron  ayer frente al Congreso de la Nación para reclamar contra la «inseguridad, la impunidad y por un Estado que atienda las necesidades de las víctimas».

Los organizadores de esta marcha fueron  víctimas de hechos de inseguridad, accidentes de tránsito y tragedias ferroviarias como la de Once. A todos los moviliza una misma idea y es que el Estado debe tener una postura más firme frente a los responsables de estos hechos en los que se perdieron vidas.

Además entre sus pedidos se encuentre en que se le dé un lugar más importante a la víctima, que se atienda sus necesidades y no que sea el delincuente que cometió el delito el que ocupe ese lugar.

Entre algunos de los presentes con más reconocimiento mediático estuvo Carolina Píparo, familiares de la tragedia de Once y madres del dolor.

que-no-te-pase

La mencionada Carolina Píparo, quien perdió un embarazo como consecuencia de un robo a un banco, aseguró a Telam que su presencia en el acto tenía que ver con que el Estado comience a atender el derecho de las víctimas y aseguró que «me duele ver siempre las mismas caras recordando a los mismos muertos. Es algo que produce dolor»ç

También marchó Jimena Aduriz, madre de Ángeles Rawson; Matías Bagnato, cuya familia fue asesinada; María Luján Rey, mamá de Lucas Menghini, que murió en la tragedia de Once, y los familiares de las víctimas de Cromañón.

Uno de los principales pedidos es «la inclusión de la víctima dentro del proceso penal, ya que una vez que se dicta la sentencia la víctima queda totalmente afuera», señaló Aduriz.

La mamá de Ángeles, la joven asesinada en junio de 2013 en el barrio porteño de Palermo, señaló que a pesar de las diferencias, «todos los casos tenían un denominador común: que las muertes eran evitables», afirmó.

«Desde el momento en que la víctima tiene que tener dinero para pagar un abogado mientras que el imputado tiene un defensor gratuito, uno está en inferioridad de condiciones», agregó y concluyó: «Nadie está exento de estar en el lugar en el que estamos nosotros».

El reclamo más fuerte se dirige entonces a los legisladores y a los jueces y pretende “cambiar el paradigma judicial”. “En todos los casos notamos que la víctima está completamente huérfana durante los procesos judiciales. La Justicia no nos mira”, sostuvo por su parte Matías Bagnato, único sobreviviente de la conocida como «Masacre de Flores» de febrero de 1994, en la que fue asesinada toda su familia luego de que Fructuoso Álvarez González incendiara su casa mientras dormían.

Sin embargo, el grupo que lidera “Para que no te pase” señaló que no buscan mano dura: «Garantismo no tiene que confundirse con abolicionismo. Pedimos garantismo en la Justicia, pero no sólo para los delincuentes”, subrayó Bagnato.

Entre los asistentes está Juan Carlos Blumberg, padre de un joven secuestrado y asesinado en 2004, quien encabezó una serie de marchas por seguridad a mediados de la década pasada. También presentó iniciativas al Congreso que derivaron en la llamada «Ley Blumberg», más tarde declarada inconstitucional.

En un palco en el que se encontraban los periodistas  Lorena Maciel, Luis Novaresio y Nacho Girón se presentaron los reclamos y se leyó un comunicado con la principales demandas.

DEJA UNA RESPUESTA