«Pudieron cortar las flores pero no pudieron detener la primavera»

    HURLINGHAM – En la calle Santa Ana 210 se realizó un homenaje a la militante desaparecida durante la dictadura, Alicia Inés Rabinovich donde se colocó una placa en frente de su domicilio.

    El homenaje fue organizado por la Comisión de Derechos Humanos del Hospital Posadas, grupo Colectivo Militante, y sus compañeros de aquellos años de la Juventud Revolucionaria Peronista (MR17 y el FR 17) fundadas por Gustavo Rearte.

    «Fue un homenaje muy emotivo, lleno de compañeros, amigos y militantes en memoria de la mamá de mi hermano Fernando Sandoval», señaló Alejandro Pedro Sandoval, nieto recuperado presente en el acto junto a su hermano.

    En el acto estuvieron presentes Pablo Llonto, periodista y abogado, Nora Cortiñas, referente de Madres de Plaza de Mayo junto a militantes y referentes de organizaciones de Derechos Humanos y movimientos sociales.

    La placa colocada en la vereda de Santa Ana y Bustamante, en memoria de la periodista, docente y militante Inés Rabinovich decía: «Pudieron cortar las flores pero no detener la primavera». También, en ese acto Pablo Llonto se refirió al histórico fallo en la causa de robo de bebés que condenó a los genocidas implicados y mencionó que, pese a los avances en las causas «resulta difícil continuar sin aporte de testigos». Por lo cual exigió a ex conscriptos de esa época que rompan el silencio para encontrar a los nietos que son intensamente buscados por las Madres y Abuelas.

    Rabinovich fue la última directora del periódico «En Lucha» de esa agrupación. Tenía 31 años y era madre de dos hijos. De acuerdo a testimonios de sobrevivientes fue vista por última vez en el centro de detención ilegal Brigada Güemes, también conocido como Protobancoo Puente Doce, donde fue torturada.

    Según constancias judiciales, en ese lugar fueron asesinados, entre otros, el dirigente sindical de farmacia Jorge Di Pascuale, el dirigente jujeño Juan Carlos Arroyo, la abogada María Taborda de Dillón y la salteña Gladys Porcel de Puggioni.