Seguridad reforzó el operativo tras el temporal con 5.000 efectivos

    NACIONALES – El Ministerio de Seguridad implementó, por instrucción de la Presidente, el máximo despliegue de efectivos de la Gendarmería Nacional, Prefectura Naval, Policía Federal y la de Seguridad Aeroportuaria para colaborar en las tareas de asistencia a los damnificados por el temporal del miércoles pasado.

    Al respecto, la ministra Nilda Garré sostuvo que “las dramáticas consecuencias de la tormenta han demostrado un Estado presente, proactivo, con sus diversos ministerios y dependencias actuando articuladamente, generando así una sinergia positiva, que se traduce en una acción más rápida y eficiente hacia la población”.

    Mediante un comunicado de prensa, la cartera precisó que 4.580 efectivos están ya trabajando en los partidos de Quilmes, Lanús, Florencio Varela, La Matanza, Ituzaingó, Moreno y General Rodríguez de la provincia de Buenos Aires y en los barrios del sudoeste de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

    Las cuatro fuerzas de seguridad federales asignaron 477 vehículos que se sumaron a los existentes del “Operativo Centinela” (conurbano) y el plan “Unidad Cinturón Sur” (CABA) para realizar patrullajes por las calles y avenidas de las zonas afectadas por la fuerte tormenta.

    Se utilizan camionetas, automóviles, cuatriciclos, utilitarios, camiones, grúas, cisternas, ambulancias, hidrantes, helicópteros y 6 dotaciones de Bomberos de la Policía Federal.

    La Gendarmería Nacional aporta 4300 efectivos suplementarios, que se agregan a los 6.000 del “Operativo Centinela” presentes en el conurbano bonaerense. Además asigna 436 vehículos, entre ellos 2 helicópteros.

    Los refuerzos de la Gendarmería para la zona del desastre meteorológico provienen de los destacamentos móviles 1, 2, 3, 4 y 5, la agrupación V “Entre Ríos” y el Escuadrón  Vial “San Nicolás”.

    Mientras que, por su parte, la Policía Federal destacó 60 bomberos y sus correspondientes autobombas, así como patrulleros y dos helicópteros.

    Al haber colapsado la “Brigada de Apuntalamiento” del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, personal del “Cuerpo Especial de Rescate” (G.E.R.) de la Superintendencia Federal de Bomberos de la PFA, coordinó sus tareas para solucionar la problemática lo más rápido posible.

    Con el objetivo de prevenir la comisión de ilícitos en la ciudad, se ordenó a las 53 comisarías porteñas para que refuercen sus guardias, alertando a los móviles en servicio para que intensifiquen sus recorridas, especialmente en las zonas con falta de electricidad.

    Además, se dispuso que 200 efectivos del Cuerpo de Prevención Barrial de la PFA creado por el Ministerio de Seguridad, presten colaboración con las dependencias, asignándose distintas paradas dispuestas estratégicamente.

    Las delegaciones de la PFA situadas en el conurbano bonaerense pusieron en apresto 10 móviles con dotación completa a los efectos de coordinar acciones de prevención junto con Gendarmería Nacional y Policía de la Provincia de Buenos Aires.

    La Superintendencia Federal de Bomberos puso a disposición 10 camiones hidrantes para la provisión de agua, los que trabajan en forma constante para ayudar a las personas damnificadas.

    Por último, las aeronaves del Escuadrón Aéreo de Policía Federal realizan recorridas aéreas en las zonas afectadas por el temporal en misión de observación desde el jueves mismo.

    La Prefectura Naval Argentina dispuso el despliegue de 200 agentes y 25 vehículos, incluidos dos helicópteros y grúas. Mientras que la Policía de Seguridad Aeroportuaria asignó 20 personas y 10 vehículos.

    “Parte de estos efectivos fueron movilizados desde los destacamentos de reserva del interior del país para colaborar con las tareas de seguridad ciudadana ya que hay agitadores que se aprovechan de la situación de vulnerabilidad de los vecinos”, señaló el secretario de Seguridad Sergio Berni, quien recorrió durante los últimos días la zona de desastre.

    En los últimos cinco días las fuerzas de seguridad federales se realizaron 650.000 km de patrullaje y 100 horas de vuelo en helicóptero.

    Los agentes también brindan contención a los vecinos, refuerzan la seguridad a las cuadrillas de energía eléctrica que trabajan en el restablecimiento del servicio y colaboran con la distribución de mercadería.

    El ministerio de Seguridad está trabajando articuladamente con las carteras de Desarrollo Social, Planificación, Defensa, Salud, Educación y Turismo, la secretaría de Comercio, la gobernación de la provincia de Buenos Aires y los municipios del conurbano.