Miles de mujeres marcharon al Congreso y pidieron por sus derechos

 

El 8M – Día Internacional de la Mujer fue el domingo pasado pero este lunes miles de mujeres se reunieron en el centro de Buenos Aires, frente al Congreso, para manifestarse por los reclamos históricos como la ley del aborto, la lucha contra la violencia de género, la igualdad de oportunidades y la prevención del femicidio.

En el marco del Paro Internacional de Mujeres, manifestantes de todas las edades se reunieron entre Plaza de Mayo y el Congreso a partir de las 17 y encararon la marcha con cantos, maquillaje y música, y con banderas y carteles con reclamos como «paren de matarnos» .

Las organizaciones Pan y Rosas, Las Rojas y Juntas y a la Izquierda llevaron su bandera con la leyenda «Aborto legal seguro y gratuito. No a la objeción de conciencia», mientras que otras manifestantes levantaron sus carteles por su cuenta

Pero también hubo otros temas en la jornada previa a la marcha del 8M – Día Internacional de la Mujer:

«Todo cuidado es político», se puede leer en la bandera que encabeza la columna de la organización Mamá Cultiva, que brega por el uso de cannabis medicinal, en la marcha al Congreso Nacional, actividad final del Paro Internacional de Mujeres en Argentina.

Aunque el Día Internacional de la Mujer fue el domingo 8 de Marzo, el paro de mujeres se llevó a cabo este lunes para generar un verdadero impacto con la ausencia de una porción importante de la población en sus lugares y rutinas habituales.

En la previa de la marcha del 8M – Día Internacional de la Mujer , el proyecto social Bella Mente realizó un mural con 154 fotos de mujeres en la Plaza Congreso para protestar contra los estereotipos de belleza.

«Tenemos como objetivo promover la aceptación y el amor propio y deconstruir los estereotipos de belleza que tanto nos lastiman a muchas», explicó Candela Yatche, de 23 años, fundadora de la organización que montó la obra denominada «Cómoda y libre con mi cuerpo».

Por su parte, sindicalistas y dirigentes de partidos de izquierda pidieron el reconocimiento de las tareas domésticas, entre otros reclamos de de un nuevo 8M – Día Internacional de la Mujer que en 2020 se trasladó al lunes 9 de marzo.

«Somos cuidadoras y a nosotros nos cuidan poco. Trabajamos en hospitales y clínicas pero tenemos dos trabajos porque cuando llegamos a casa tenemos que seguir con las tareas domésticas», señaló Nancy Rojas, secretaria general del Sindicato de Trabajadores de Enfermería (SITRE).

Manuela Castañeira, dirigente nacional del Nuevo MAS e integrante de Las Rojas, destacó en el marco del 8M – Día Internacional de la Mujer «la masividad de la marcha, estamos en la calle con mucho entusiasmo».

La ex candidata a presidenta afirmó que está «alerta» por el proyecto que enviará el Poder Ejecutivo al Congreso, tal como afirmó el presidente Alberto Fernández en la Asamblea Legislativa del 1 de marzo.

«Estamos en alerta, no sabemos qué dice el proyecto que enviarán . Queremos un proyecto sin objeción de conciencia porque es una trampa para vaciar de contenido el aborto legal y asegurar que en vastos territorios del país no se pueda aplicar este derecho», aseveró la dirigente en una nueva movilización por el 8 de marzo.

Mientras los alrededores del Congreso de la Nación hervían de gente, en otras ciudades del país hubo demostraciones multitudinarias, con simbologías y homenajes, por el Paro Internacional de Mujeres de este lunes, día posterior al 8 de marzo.

«Basta de matarnos» fue el principal lema de la marcha que recorrió desde la Plaza 1° de Mayo de Paraná hasta la Casa de Gobierno de Entre Ríos, que fue vallada esta mañana y despejada al mediodía.

«Hoy es un día de bronca y tristeza, esta marcha también es por el femicidio de Fátima», explicó Leonela Ferreyra, de 22 años, que formó parte de la concurrencia por el 8M – Día Internacional de la Mujer.

El caso de Fátima Acevedo, quien fue asesinada por su ex pareja tras haber denunciado al hombre en repetidas ocasiones, hace «ver cómo estamos como sociedad y cómo terminan los casos que quedan relegados en la Justicia y organismos de seguridad», apuntó Leonela.

«A las pibas, y sin tipos de divisiones, nos desaparecen, violan, abusan y nos matan todos los días, y quienes tienen cargos de poder sólo se dan cuenta de la situación que vivimos cuando ya es tarde», concluyó la joven sobre la víctima de femicidio cuyo cuerpo fuera hallado justamente un 8 de marzo.

En La Plata en el 8M – Día Internacional de la Mujer se pudo leer «La deuda es con nosotres» en la bandera principal de la manifestación tras la que se encolumnaron mujeres de agrupaciones peronistas, del Partido Comunista, de movimientos sociales como Barrios de Pie, adolescentes nucleadas en diversos centros de estudiantes y las comisiones de género de las Facultades de la Universidad Nacional de La Plata, gremios docentes, la CTA y UPCN.

Las mujeres realizaron un «pañuelazo» en las calles 7 y 50, de La Plata, tradicional esquina donde suelen concentrarse los platenses para celebrar triunfos deportivos y electorales y luego comenzaron a marchar por la avenida 7.

Al llegar a las calles 7 entre 45 y 46, la marcha hizo un alto frente a la Casa de Sandra Ayala Gamboa, una joven asesinada en el 2007 en ese edificio que, entonces, pertenecía a la ex Dirección de Rentas bonaerense.

«Sandra presente, ahora y siempre», gritaron las mujeres en recuerdo de Ayala, cuya madre, Nelly Gamboa, encabezaba la marcha y subrayó que «cada femicidio es muy doloroso».

«Se necesitan leyes más duras que penalicen a los agresores, acompañar a las mujeres que denuncian, no dejarlas solas; les pedimos a la justicia que imponga mano dura ya para los femicidas», reclamó la madre de Ayala.

 

DEJA UNA RESPUESTA