Dictarán talleres sobre violencia y perspectiva de género en once cárceles bonaerenses

El ministro de Justicia y Derechos Humanos de la provincia de Buenos Aires, Julio Alak, firmó un acta acuerdo con el Centro Ana Frank Argentina, que contó con el apoyo de la Embajada de los Países Bajos, para comenzar a dictar talleres de concientización sobre la violencia de género en once unidades penales que alojan a jóvenes adultos y en la Escuela de Cadetes del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB).

«Hay que trabajar en la esperanza, entonces si logramos que entren a las unidades instituciones como el Centro Ana Frank, ese camino va a ser más rápido», dijo Alak ayer tras la firma del convenio.

Por su parte, Roel Nieuwenkamp, embajador del Reino de los Países Bajos, aseguró que los «enorgullece» participar del proyecto y agregó: «Desde el Mundial ’78 que hemos colaborado en materia de derechos humanos con Argentina; el ejemplo de Ana Frank es una fuente de inspiración, igualdad y resistencia para los jóvenes en estos contextos».

El acuerdo se firmó en el marco del programa de lucha contra la violencia de género «Convivencia inclusión y género. Vínculos y perspectiva de futuro», una propuesta que busca concientizar en derechos y otorgar herramientas para reducir la conflictividad en contexto de encierro.

«Este proyecto piensa en construirles un sentido de vida», destacó Héctor Shalom, representante del Centro Ana Frank Argentina.

El programa se dictará durante 90 minutos por semana este año, con talleres de reflexión, escritura, literatura y teatro, de manera virtual en las Unidades penitenciarias 1 Olmos, 3 San Nicolás, 4 Bahía Blanca, 8 Los Hornos, 9 La Plata, 13 Junín, 15 Batán, 45 Melchor Romero, 47 San Martín, 54 Florencio Varela y 57 Campana.

El proyecto, elaborado junto con el Centro Ana Frank Argentina, el SPB y la Embajada del Reino de los Países Bajos, es coordinado por la subsecretaría de Política Penitenciaria del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, la Dirección General de Asistencia y Tratamiento y la Dirección de Gestión, Vinculación y Planificación de Políticas Institucionales.

La iniciativa está dirigida a las personas privadas de su libertad, pero también a cadetes y la totalidad de agentes penitenciarios del SPB.

A través de los talleres, se procurará brindar recursos para reflexionar y transmitir aprendizajes e ideas, utilizando metodologías innovadoras para generar actitudes positivas en los destinatarios sobre Derechos Humanos y derechos de la mujer para prevenir la violencia de género.

El proyecto contempla en su primera etapa encuentros virtuales exposición-taller debido a la situación epidemiológica por la pandemia de coronavirus.

«Violencias que Marcan, géneros en la Mira», es el título de uno de los talleres que hará hincapié en los roles de víctima, protector, observador pasivo y agresor, especialmente con respecto a la violencia contra la mujer.

La intención será generar empoderamiento ante la violencia de género, incluyendo historias de vida, procesos de detección temprana, situaciones frecuentes, derechos específicos, relación con pobreza, embarazos tempranos y violencia doméstica, femicidio, intimidad, dominación, agresión, abuso, campañas de prevención y sensibilización, entre otros.

El proyecto incluye la producción de relatos de los privados de libertad que serán publicados en una revista y la presentación de obras de teatros escritas y actuadas por los participantes.

Participaron de la firma del acta acuerdo el embajador del reino de los Países Bajos, Roel Nieuwenkamp; la coordinadora del programa, Noami Szulman; el ministro de la Corte Suprema de Justicia y presidente del centro académico Ana Frank, Sergio Torres; el subsecretario de Política Penitenciaria, José González Hueso; el jefe del Servicio Penitenciario Bonaerense, Xavier Areses y Valeria Sampayo, a cargo de la Dirección de Vinculación y Planificación de Políticas Institucionales.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA