Un día como hoy es el día Nacional del Donante voluntario de sangre

En el año 2004 fue promulgada La Ley Nacional 25.936, que establece el 9 de noviembre como el Día Nacional del Donante Voluntario y Habitual de Sangre.

En conmemoración de la primera transfusión de sangre realizada en el país, el 9 de noviembre de 1914, en el Instituto Modelo del Hospital Rawson de la Capital Federal, por el Dr. Luis Agote, se estableció en el año 2004, esa fecha, como el “Día Nacional del Donante Voluntario de Sangre” (Ley N° 25.936)

Aquel acontecimiento que hizo posible la conservación de la sangre en estado líquido con citrato de sodio, fue el punto de partida en todo el mundo para el desarrollo más importante hasta entonces conocido, para el traspaso de sangre entre humanos que tantas miles de vidas permitió salvar.

Por lo menos millón de personas cada año aportan una pequeña cantidad de su sangre y con su donación salvan muchas vidas, todos los días.

En nuestro país, la donación voluntaria y altruista de sangre, a partir de la sanción de la ley sangre N° 22.990 en el año 1983, sufrió un significativo retroceso. En las tres décadas posteriores, la casi totalidad de las donaciones respondían a pedidos de reposición, efectuados por los bancos de sangre a familiares y amigos de los pacientes.

Muy por el contrario a lo previsto por los legisladores y científicos, la incorporación de artículos específicos para favorecer la donación de sangre (seguro de sangre, el día laborable por donación, la convocatoria de donantes por intermedio de familiares y pacientes) en lugar de mejorar la disponibilidad, transformó los bancos de sangre en instituciones que desalientan la donación voluntaria, repetida y altruista.

Una donación tarda aproximadamente 15 min.

En Argentina se necesitan 5000 donaciones diarias

Solo el 35% son voluntarias, queremos llegar al 100%

Cada vez que donás sangre podés ayudar a salvar hasta cuatro vidas.

¿Quiénes pueden donar sangre?

Personas entre 18 y 65 años, que pesen más de 50 kilos y gocen de buena salud.

Presentar DNI, C.I. u otro documento que acredite su identidad.

No debe estar en ayunas.

Entre una donación y otra deberá pasar por lo menos 8 semanas.

DEJA UNA RESPUESTA