Tarjeta Alimentar: el Gobierno destinará otros 30 mil millones de pesos

 

Según los datos que tiene relevados, el 45 por ciento de las compras que se hacen con ella están destinadas a estos alimentos frescos. Antes de la pandemia, el porcentaje era mayor al 50 por ciento.

El gobierno destinará otros 30 mil millones de pesos a la tarjeta Alimentar, confirmó el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo. Destinada a mejorar el acceso a la comida de casi 3 millones de chicos de 0 a 6 años, embarazadas y discapacitados de las familias de menores ingresos, por esta vía se transfirieron desde enero 60.074 millones de pesos. Los 30 mil millones que se agregaron ahora a su presupuesto van a ser transferidos de aquí a diciembre, por lo que a fin de año el monto de la asistencia alimentaria con la tarjeta Alimentar llegará a los 90 mil millones.

La tarjeta es parte del Plan Argentina contra el Hambre, que tiene dos modos de hacer llegar alimentos a la población en emergencia, las transferencias de dinero y el envío de mercadería. Arroyo da mayor valor a la tarjeta porque con ella se pueden comprar alimentos frescos, como carne, verduras y frutas, de mejor calidad nutricional que los alimentos secos, como las harinas.

Según los datos que tiene relevados, el 45 por ciento de las compras que se hacen con ella están destinadas a estos alimentos frescos. Antes de la pandemia, el porcentaje era mayor al 50 por ciento, un dato vinculado a que las familias tenían mayores ingresos por sus trabajos, generalmente vinculado a las changas o en las mujeres a tareas de limpieza o de cuidados por hora, ahora interrumpidos.

«La Tarjeta Alimentar mueve la rueda de la economía desde abajo: por un lado, mejora la calidad de la alimentación de las familias, y por el otro, descentraliza las compras, moviliza el comercio y la producción local de los alimentos», señaló Arroyo.

En el universo global de la asistencia, el Gobierno cuadruplicó en los primeros seis meses del año los 15.000 millones de pesos asignados durante todo el 2019 a los sectores más vulnerables, según un informe de la Secretaría de Inclusión Social, que fue presentado el mes pasado ante el Consejo Federal Argentina contra el Hambre.

También, de enero a julio pasado, unas 20.000 escuelas de todo el país recibieron ayuda para sus comedores, con una inversión superior a los 7.000 millones de pesos.

DEJA UNA RESPUESTA