Designaron como interventor del Hospital Posadas al ex presidente del Incucai

 

El ministro de Salud, Ginés González García, lo nombró por decreto para comenzar a sanear uno de los centros de salud que sufrió el mayor desguace dentro del sector público. Los trabajadores del hospital detallan que Cambiemos despidió a más de mil profesionales, lo que provocó el cierre de cirugía cardiovascular infantil y dejó la mitad de camas disponibles en la terapia intensiva pediátrica.

El Gobierno nacional dispuso este martes la intervención por 180 días del Hospital Posadas, ubicado en el partido bonaerense de Morón, debido al “estado actual de acefalía” que “pone en riesgo el normal funcionamiento” del centro de salud. El interventor será el doctor Alberto Alejandro Maceira, ex-presidente del Incucai.

A través del Decreto 20/2020, publicado en el Boletín Oficial, el Ministerio de Salud subrayó que «resulta necesario e imperioso garantizar el funcionamiento institucional» mencionado nosocomio y explicó que «se encuentran tramitando la aceptación de las renuncias indeclinables» del saliente director, Pablo Bertoldi Hepburn.

A Maceira lo acompañará como subinterventor Rodrigo Sal Iturrería, que se venía desempeñando como asesor de la Dirección de Administración y Finanzas de la institución. La presentación de las nuevas autoridades se llevará a delante este miércoles en el marco de una asamblea convocando a todos los  trabajadores.

El hospital Posadas es uno de los centros de salud que sufrió el mayor desguace dentro del sector publico durante la gestión de Mauricio Macri en el ejecutivo nacional y de Pablo Bertoldi Hepburn, al frente del nosocomio. Hepburn había despedido a 650 trabajadores apenas asumió en el cargo en 2016, pero el ajuste continuó hasta llegar a los mil, según confían a Tiempo fuentes sindicales. Como consecuencia el centro de salud se quedó sin el servicio de cirugía cardiovascular infantil y con la mitad de camas disponibles en la terapia intensiva pediátrica por falta de profesionales.

Todo esto fue posible dada la precariedad en la que se trabaja en el Posadas: el 85% es personal es contratado, por lo que los despidos además se efectuaron sin pagar indemnización. “Esperamos que las nuevas autoridades puedan devolverle el funcionamiento pleno y se reabran todas aquellas aéreas desmanteladas por la anterior gestión. Le pedimos además que habrá  un canal de dialogo que permita la reincorporación  de todos los trabajadores de la salud del hospital” , señaló a Tiempo Manuel Trímboli, uno de los echados del sector de Suministros.

Alberto Maceira, adelantó que ya están «viendo de reincorporar a todo el personal que  despedido sin causa».

 

DEJA UNA RESPUESTA