Raúl Perrone explora los dramas adolescentes en «P3nd3jo5»

 

BUENOS AIRES- Se trata de una “cumbiópera” que describe musicalmente distintos dramas protagonizados por adolescentes, con la que el cineasta ganó varios premios internacionales, entre los que se destaca el de Mejor Director argentino del último Buenos Aires Festival Internacional de Cine Independiente (Bafici). Se estrena este jueves.

“P3ND3JO5” participó además del Festival de Cine de Cuenca (Ecuador), donde obtuvo el Premio al Mejor Director, el Premio a la Mejor Película y el Premio del Jurado de la Crítica, y más tarde estuvo en el Festival de Cine Independiente de Lima (Perú), donde un jurado integrado por Apichatpong Weerasethakul y Sylvain George le entregó el Premio a la Mejor Película.

“Siempre estoy en la búsqueda de cosas para investigar. El cine está pasando por una etapa de aburrimiento y aburguesamiento. Siempre me pongo desafíos y está vez fue doble, porque es una película que carece de diálogos y de esa forma coloquial de conversar y expresarse que había en mis obras anteriores”, afirmó Perrone.

En una entrevista con la prensa  el cineasta dijo que se trata de “una `cumbiópera` en tres actos y una coda para ver de corrido”, y es que este largometraje filmado enteramente en la localidad bonaerense de Ituzaingó carece de palabras -lo único que se dice aparece escrito en intertítulos, al estilo del cine mudo- y le da un protagonismo especial a la música dub, la cumbia y algunas melodías románticas en piano.

Protagonizada por los jóvenes Mariano Blanco, Yenien Teves, Eugenia Juárez, Fernando Daniel, la nueva película del autor de “La mecha” y “Graciadió”, entre muchísimos otros filmes en una extensa filmografía, apela a un blanco y negro poético y contrastado para describir el andar sin rumbo fijo de varios “pendejos” que sufren su adolescencia.

“Hay un homenaje a Dreyer y al cine mudo, que para mí es el cine del futuro. Lo que me pasa es que ya no hay una película que me emocione, porque en casi todas, todos hablan igual y dicen siempre lo mismo. Acá las conversaciones están escritas en intertítulos que también respetan sus modos de hablar como pendejos”, explicó Perrone.

Además de hacerlo con el silencio de sus personajes y los intertítulos, Perrone realiza un homenaje al cine mudo a través de distintos recursos como el iris, una cita a “La Pasión de Juana de Arco”, de Carl T. Dreyer, el blanco y negro o incluso el formato de proyección 4.3, que otorga una forma cuadrada a la pantalla.

“El formato de proyección 4.3 y el cierre en iris hablan de una vuelta a cosas que ya había hecho. Quise indagar en todo eso porque me parece que es un poco volver a las fuentes y a la virginidad del cine”, indicó el prolífico realizador, referente de la autogestión, que ahora además se ocupa del diseño de sonido de sus filmes.

Esta nueva película pone el foco en la adolescencia como una etapa difícil y trágica del ser humano, donde los jóvenes viven en soledad y sin perspectivas, sufren agudas crisis de identidad, están indefensos frente a la malicia de algunos mayores (dealers, policías y padres castradores) y se ven afectados profundamente cuando otro joven no los corresponde en el amor.

“Adolescer es una etapa muy difícil. Es trágico ser pendejo. A los jóvenes siempre se los pinta de una manera estereotipada y poco creíble. Y yo siempre le escapé a todo eso, porque creo que se pueden hacer películas de adolescentes sin caer en lugares comunes”, señaló Perrone.

Y agregó: “Yo voy en la búsqueda de poesía y belleza para tratar de contar los verdaderos dramas de estos pibes”.

Quizás demasiado extensa y repetitiva, aunque logre momentos de alta poesía visual y hondo dramatismo, “P3ND3JO5” participará de las competencias oficiales de los festivales de Tandil; en la Viennale, Festival Internacional de Cine de Viena, y en el Festival de Hamburgo