De cara al paro el gobierno apuesta a menos diálogo y enfrentar a los sindicalistas a quienes considera “mafiosos”

Aviso publicitario
banner dia verde moron

CAPITAL FEDERAL- “El mandato de la gente es que hagamos las cosas que son incómodas”, dijo el Presidente en la primera reunión de Gabinete tras la marcha de apoyo del sábado. En el Gobierno admiten que la adhesión a la huelga será masiva y decidieron ir al choque.

Envalentonado por el resultado de la marcha del sábado y dispuesto a dar un mensaje fuerte antes del paro, el presidente Mauricio Macri lanzó un mensaje ante su Gabinete que poco tiene del tan mentado diálogo. “O los mafiosos van presos o nos voltean”, dijo en Casa Rosada, continuando con el planteo de la reciente conferencia de prensa donde afirmó que las mafias están “en los sindicados, la política, las empresas y la Justicia”.

“El mandato de la gente es que hagamos las cosas que son incómodas. Lo que nos están diciendo es que no aflojemos”, señaló el jefe de Estado ante sus ministros, según consignó Clarín. El mensaje fue claro para su mesa chica, a horas de la huelga general convocada por la CGT para este jueves. La orden, en concreto, es “ir a fondo” y enfrentar a todos los sectores señalados como blanco.

En la reunión, por caso, sonaron críticas tanto a Luis Barrionuevo, líder de los gastronómicos, a quien se solía considerar un aliado, como a Omar Viviani, por la poco feliz frase que circuló ayer sobre «dar vuelta» los taxis que no adhieran a la huelga general. Al respecto, no faltó una alusión a la «pesada herencia».

En el Gobierno dan por hecho que el paro será “masivo”, pero ya de antemano atribuyen el “éxito” de la medida a “la paralización que tendrá el servicio de transporte público y al mensaje de apriete que baja desde la CGT”. Insisten, en tanto, en que “no hay razones objetivas para una manifestación extrema”.

DEJA UNA RESPUESTA