Noche de lunes: Carrió divertida, Tinelli de apertura, cacerolazos y saqueos con un chico de 13 años muerto

Aviso publicitario
banner moron

 

Un país con todos los colores, con todas las culturas y sin duda con todas las realidades.

Mientras en la localidad chaqueña de Saénz Peña la policía reprimió un intento de saqueo que terminó con Ismael Ramírez (13) fusilado y un chico de 14 años con una herida de bala en un ojo,  Elisa Carrió aseguraba que las crisis le divierten porque le provocan adrenalina. En la televisión muchos estaban pegados a sus asientos mirando el regreso de Marcelo Tinellli pero otros en algunos puntos de Buenos Aires y también del interior se expresaban con cacerolazos por la angustiante situación económica y social que viven.

Pero una muerte es una muerte y aunque quiera quedar invisibilizada en el barrio Obreo de Roque Saénz Peña, a 160 km de la capital de Chaco, un nene murió y otro quedó gravemente herido en un ojo después de la represión de la policía provincial, en respuesta al intento de unas cincuenta personas por abrir las puertas de un supermercado.

Según Diario de Chaco, el chico llamado Ismael Ramírez de 15 murió luego de recibir un balazo mortal en el pecho en medio de los enfrentamientos entre casi quinientas personas y la policía chaqueña.

El propio gobernador de la provincia, Domingo Peppo, confirmó en Twitter la lamentable noticia.

Palabra del propietario del local

«Vinieron unos 50 aborígenes y atacaron. Intentaron ingresar pateando la puerta y no pudieron romper. Lo lograron cuando tiraron piedras de importante tamaño», contó con desprecio Orlando Proselek, propietario del local atacado.

«Estábamos con la puerta cerrada porque ya nos venían comunicando que esto podía ocurrir», precisó y advirtió que “a la tarde fui a la comisaría a comentarles lo que nos venían diciendo, me dijeron que me quede tranquilo porque ellos están atentos a todo”.

Si en las siguientes declaraciones usted comienza a sospechar de connivencia policial y que hubo zona liberada es subjetivo: “Cuando vi la gente que venía llamé a la Comisaría y llegaron recién a los 20 minutos siendo que están tres cuadras”.

 

DEJA UNA RESPUESTA