Kicillof: «El 2021 será el año de la reconstrucción y el de la vacunación»

Aviso publicitario
banner moron

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, afirmó que «la distribución es la que genera crecimiento», desacreditó la teoría económica del derrame» y aseguró que el país crece «de abajo hacia arriba», al participar junto al presidente Alberto Fernández de un acto en Chapadmalal.

Pronosticó que el 2021 será «el año de la reconstrucción», marcado por la llegada de la vacuna contra el coronavirus.

«No podríamos ni pensar en reconstrucción, en tener una forma de vivir que hemos perdido, si no tuviéramos la vacuna en el horizonte», reflexionó y evaluó que la inmunización de Covid-19 «es un logro científico de toda la humanidad» que pondrá freno a los estragos que causó la pandemia el año pasado.

«Esto nos hace pensar en un 2020, como año de la pandemia y un 2021 como el año de la reconstrucción, pero también de la vacunación», insistió.

Sin las vacunas, consideró que sería imposible «planificar una reconstrucción económica, del tejido social, de la familia o de esa normalidad necesaria para reconstruir una nueva forma de vivir».

Kicillof se pronunció así durante el acto que encabezó el presidente Alberto Fernández, junto a la directora de la Anses, Fernanda Raverta, en Chapadmalal, donde quedó promulgada la ley de movilidad jubilatoria.

«Esta fórmula jubilatoria más allá del pizarrón, de los sesudos análisis y mucho más allá de las operaciones políticas ya demostró que fue efectiva y que contribuyó a mejorarle el poder adquisitivo a los jubilados y jubiladas argentinos», reseñó el gobernador y aludió a la implementación del mismo mecanismo durante la gestión de Cristina Fernández de Kirchner.

En ese sentido, agradeció la gestión de la emergencia que llevó adelante el Gobierno: «Gran gran parte de las decisiones durante uno de los años más difíciles de la historia que podamos recordar, se tomó para sostener, acompañar y para impedir que la pandemia golpeara con fuerza inusitada en el lomo de los que menos tienen».

Asimismo, destacó que el Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP), como el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), instrumentados a través de la Administración Nacional de Seguridad Social (Anses), «se convirtieron en una marca registrada del Gobierno porque se aplicaron rápida y oportunamente en el peor momento de la historia».

«Gracias a las decisiones del Presidente y en un momento tan dramático, la Anses fue un instrumento muy poderoso que funcionó con certeza y precisión en el peor de los momentos», aseguró el mandatario.

En este sentido, destacó la importancia de la promulgación de la nueva ley jubilatoria «porque muestra por donde vamos a empezar durante el año de la vacunación y de la reconstrucción».

«El Gobierno de Alberto Fernández empieza por los que más lo necesitan, nuestros jubilados y jubiladas, nuestros chicos y chicas», insistió.

Asimismo, evaluó que a través de las políticas implementadas por el gobierno nacional hay una lección de economía.

«Hay quienes dicen que lo que hay que hacer es darle más plata a los ya tienen porque si uno fortalece la rentabilidad y baja los impuestos va derramar el exceso de recursos», planteó y refutó esa teoría.

Recordó que en la Argentina ya se vio que cuando se le «ha dado más plata a los que más tenían, en lugar de ir para abajo, se fue para arriba, en aviones a paraísos fiscales y no volvió más».

Kicillof dijo, en cambio, que las medidas del Gobierno «hablan de una teoría económica distinta, desde lo real y de nuestra experiencia»

«La economía crece de abajo para arriba; nadie va a invertir sino hay quien consuma, nadie va a derramar una riqueza a través de las inversiones si no encuentran un público que las aproveche», concluyó.

Para finalizar remarcó que «lo que está haciendo el Presidente Alberto Fernández en Argentina, le guste a quien le guste se llama peronismo» y eso significa «que la distribución no está en guerra con el crecimiento, sino que vienen de la mano».

DEJA UNA RESPUESTA