Matzkin fue citado a declarar por la Comisión Candela

LA PLATA- El actual jefe de la Policía Bonaerense, Hugo Matzkin, fue citado a declarar el próximo martes en la Comisión Especial creada en el Senado para analizar cómo se desarrolló la investigación del crimen de la niña Candela Rodríguez, secuestrada y asesinada en agosto de 2011.
Al momento del hecho, Matzkin era Superintendente de Coordinación Operativa de la policía provincial, cuando la fuerza estaba conducida por el entonces comisario general Juan Carlos Paggi, quien ya prestó declaración ante la comisión.
El testimonio de Matzkin será uno de los últimos que escucharán los nueve senadores que integran el cuerpo creado en el Senado por iniciativa del oficialismo y con el aval del vicegobernador Gabriel Mariotto.
En ese sentido, se informó que las próximas semanas sería convocado el ministro de Justicia y Seguridad, Ricardo Casal.
Luego, se espera que la comisión haga la presentación de un documento final sobre la investigación, el cual sería dado a conocer el 22 de este mes, cuando se cumpla un año de la fecha del secuestro de la nena, según confiaron a Télam fuentes del senado bonaerense.
El informe analiza, entre otras cosas, la actuación del fiscal general de Morón Federico Nieva Woodgate, el fiscal Marcelo Tavolaro y el juez Alfredo Meade, todos ellos con pedidos de juicio político, por sus actuaciones durante la investigación.
Candela fue vista con vida por última vez el lunes 22 de agosto de 2011, cuando esperaba a unas amigas para ir a la reunión del grupo de boyscout al que pertenecía, y el 31 de agosto apareció asfixiada dentro de una bolsa, a 30 cuadras de su domicilio.
El 17 de abril pasado, la Cámara Penal de Morón ordenó liberar a los imputados Héctor «Topo» Moreyra (44), Hugo Bermúdez (53), Leonardo Jara (34), Guillermo López (31), Fabián Gómez (42) y Alberto Espínola (31).
A Moreyra se lo acusaba de haber contratado al resto de la banda para vengarse del padre de Candela, a Bermúdez de haber matado a la chica mediante asfixia, a Jara de haberla capturado haciéndose «el novio» y al resto de dar «apoyo logístico».
Otros imputados que ya estaban libres con anterioridad son Gladys Cabrera y el carpintero Néstor Altamirano (55), a quienes atribuían haber tenido en su casa a la niña mientras estuvo desaparecida.