El mundo artístico de luto: Murió Juan Carlos Mesa

BUENOS AIRES- El actor de “La Tuerca”, “Mesa de noticias” y “El gordo y el flaco”, entre otros ciclos, falleció a los 86 años. Lo confirmó su hijo Juan Martín. El querido artista de diabetes y estaba internado desde hace meses. En los últimos días su cuadro se complicó debido a una insuficiencia renal.

Nacido en Córdoba, el humorista también se desempeñó como director de cine y guionista.

Uno de sus últimos trabajos fue como panelista en el programa de Mariana Fabbiani, RSM.

Trabajó en los ciclos humorísticos Tato por ciento, La tuerca, Mesa de noticias, El gordo y el flaco, Gran hotel casino y Casero en castellano, entre otros.

También actuó en las ficciones de Pol-ka Primicias, El Sodero de mi vida y Mujeres Asesinas. Como guionista, compuso los libros de El veraneo de los Campanelli, El picnic de los Campanelli, El tío Disparate, Los colimbas se divierten, Rambito y Rambón primera misión

En el plano personal, uno de los momentos más duros que le tocó vivir fue la muerte de su tercer hijo Jorge Daniel, cuando tenía apenas un año y medio.»Fue muy doloroso porque yo escribía humor en ese tiempo y me llevaba mi máquina a la clínica donde estaba internado mi hijo, que estuvo mucho tiempo mal y se murió sin diagnóstico. Y yo tenía que escribir un programa de humor y al mismo tiempo estaba viviendo mi drama», había dicho hace unos años.

El actor nunca pudo reponerse de la muerte de su esposa Edith, quien fuera su compañera por más de medio siglo.

También tuvo  una intensa y brillante labor como libretista de grandes cómicos como Pepe Biondi, Carlos Balá y Alberto Olmedo.

Entrañable, buen compañero, de bajo perfil. Sus compañeros remarcan no solo la grandeza de su obra, sino de su persona. Se había instalado en Buenos Aires en la década del ’60. «Ese año recibí el ofrecimiento del productor Héctor Maselli para integrar un equipo de autores, para escribirle al capocómico Jorge Porcel. Luego hicimos ‘La matraca’. Más tarde llegó el éxito total: ‘La tuerca’. Y más aún después: ‘Los Campanelli'», evocaba.

«Tengo sangre andaluza; mi papá era un andaluz muy divertido, muy ocurrente, muy lleno de refranes. Mi mamá era una castañuela, era cordobesa pero hija de madrileños, mi abuelo era también muy divertido», recordaba el año pasado, en plena escritura de un libro sobre su vida.

Alejado de los medios por temas de salud, en el último tiempo admitía que se reía gracias a Peter Capusotto. «Me causa gracia el desenfado y los personajes que crea, como Antonio Gasalla, personajes propios».

«Soy un cabeza dura, un taurino que como buen taurino se da con la cabeza en la pared, se golpea pero sigue insistiendo», se definía.

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA