Con los primeros fríos aumentan las consultas por enfermedades respiratorias

LA PLATA- Las consultas por enfermedades respiratorias aumentaron un 20 por ciento en el último mes en los hospitales de La Plata debido a que muchos alérgicos o enfermos crónicos ven agudizados los síntomas por los efectos de la inundación, informó el ministerio de Salud provincial.
El titular de esa cartera, Alejandro Collia aconsejó a quienes sufran este tipo de afecciones “no estar en contacto con la limpieza de la casa que se inundó y que acudan al médico si registran una exacerbación en sus síntomas”.
Dijo además que las alergias respiratorias “están causadas, en gran parte, por las esporas de los hongos ya que las paredes de las viviendas inundadas son el escenario perfecto para que se reproduzcan”.
Collia recomendó también a los afectados por las inundaciones “no demorar la vacunación antigripal y recordó que tras el temporal ocurrido hace un mes en la capital provincial se incorporó a los damnificados a los grupos de riesgo, de modo que pueden aplicarse la vacuna en forma gratuita en cualquier vacunatorio de la ciudad.
Según el neumonólogo del hospital San Juan de Dios, Mario Macuso “hay un aumento de más del 20 por ciento de lo estimado para esta época del año en cuanto a este tipo de consultas”.
“El incremento en el área de neumonología se dio desde los primeros días de la inundación y continúa hasta la actualidad: los síntomas de consulta más frecuentes son la tos, la expectoración, la fiebre y el aumento de la falta de aire en quienes tienen patologías respiratorias previas, como asma”, graficó.
Las personas más afectadas por los mohos generados por la humedad son aquellas con afecciones respiratorias crónicas, como el asma bronquial, la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), las Bronquiectasias.
Según la cartera sanitaria el escenario que dejó la inundación en la ciudad de La Plata “es especial para la reproducción de hongos, debido a que la humedad y el calor son el hábitat natural de cepas de diferentes hongos de interior, como el penicillium, aspergillus, mucor y rhizopus”.
La jefa del servicio de Alergia del hospital provincial San Juan de Dios de La Plata, Marcela Corbetta, aconsejó “lavar los hogares con abundante agua y cloro, tanto el piso como las paredes; no andar descalzos y si hay algún indicio de fiebre o problema respiratorio acudir al médico cuanto antes”.
Corbetta dijo que “el paciente con una predisposición genética a desarrollar una alergia, puede comenzar con estornudos, picazón nasal, ocular, de paladar, oídos, garganta y secreción acuosa, acompañada de lagrimeo, enrojecimiento de ojos, tos irritativa y sibilancias”.