El acuerdo Macri-Carrió “desvirtúa el espíritu real” de las PASO, dijeron legisladores cercanos a Scioli

LA PLATA- Legisladores bonaerenses que apoyan la precandidatura del gobernador Daniel Scioli criticaron el acuerdo entre el líder del PRO, Mauricio Macri, y la diputada nacional de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, y consideraron que esa unión “es sólo un rejunte para frenar al peronismo” y que “las PASO de dirigentes con historias diferentes que se unen sólo para las elecciones desvirtúan el espíritu real de esta herramienta”.

El diputado Martín Cosentino aseguró, en declaraciones formuladas a Télam, que Macri y Carrió “solamente se juntan para ganar” y reflexionó que “esto es un rejunte para frenar al peronismo, que es uno solo y es el que está en el Frente para la Victoria”.

“No tienen nada en común. Es una nueva Unión Democrática que junta la derecha y a la ‘izquierda’ con el simple objetivo de ganar una elección y no de llevar un plan de gobierno coherente”, manifestó.

En tanto, el senador Alberto De Fazio dijo a esta agencia que “la alianza con Carrió consolidará a Macri como segundo candidato frente a (Daniel) Scioli y, después de la convención radical, colocará a (Sergio) Massa y a (Julio) Cobos en la disputa por el tercer lugar en valores de 15 o 17%, lejos de Scioli y Macri, que disputarán la elección”.

El diputado Guido Lorenzino explicó a Télam que “es importante que todos los candidatos surgen del voto de la gente a través de las PASO porque ello les da legitimidad a su candidatura pero, asimismo, esa competencia debe ser entre dirigentes que pertenecen hace tiempo a un mismo proyecto político”.

“La gente elige un estilo, una manera y el más capaz para seguir con ese espacio en el gobierno y que mejor resuelva las nuevas demandas de la gente”, analizó y añadió que “las PASO de dirigentes con historias diferentes que se unen sólo para las elecciones desvirtúan el espíritu real de esta herramienta”.

Lorenzino afirmó que Macri y Carrió “inventan una confrontación sólo para generar más volumen de votos al espacio político y no por un interés real del voto de la participación de la gente”.