“Una sociedad inclusiva es una sociedad que se hace con todos”, afirmó la Presidenta

 

BUENOS AIRES- La Presidenta de la Nación encabezó en el Salón Mujeres Argentinas de Casa de Gobierno el acto de lanzamiento del Programa Recuperar Inclusión, que prevé la construcción y la puesta en marcha de 60 Casas Educativas Terapéuticas (CET) y de 150 Centros Preventivos Locales de Adicciones (CEPLA).

La Jefa de Estado agradeció “la presencia de distintos cultos” y de distintos partidos políticos, por su presencia en el acto y su compromiso con el programa.  Aseguró que “se ha convocado a todas las organizaciones políticas”, y recordó que “hoy se cumplen cinco años del fallecimiento del presidente Raúl Alfonsín”. “Hay muy importantes ONG, pero también hay hombres y mujeres que dedican su vida a la política y tienen tanto valor como la ONG”, enfatizó, al considerar que los que forman esas organizaciones, como las iglesias y los partidos “antes que preocuparse por sí mismos, se preocupan por el otro”.

La Primera Mandataria sostuvo que “hoy es un día de inclusión” y consideró a la inclusión como “el gran articulador social”. Afirmó que “normalmente se habla de inclusión, cuando se habla de los pobres”, pero sostuvo que la inclusión está “referida a todos en la sociedad”.

Recordó que “el Sedronar antes era algo aislado, y hoy es un gran articular entre todas las áreas del gobierno”. Postuló que “una de las tareas mas importantes es la prevención”. “Estamos muy contentos con este plan”, remarcó.

Cristina Fernández afirmó que “la inclusión son todos”. En ese sentido, señaló que más allá de la inclusión de los sectores más pobres, “también incluimos a los comerciantes, cuando logramos que los trabajadores tengan mejor empleo; también incluimos a los empresarios nacionales, cuando logramos que crezca la industria y genere más trabajo”.

“La inclusión no está solo referida a los pobres o a los negros, como algunos dicen”, aseveró la Presidenta. Y subrayó que “una sociedad inclusiva es una sociedad que se hace con todos, no deja a nadie afuera”.

Consideró que “no hay mejor antídoto contra la violencia, que sentir que mucha gente se sienta incluida”. “Una vez dije que cuando alguien siente que su vida, para el resto de la sociedad, no vale 2 pesos, tampoco podemos reclamarle a él que la vida de los demás valga más de 2 pesos”, recordó la Mandataria.

Al respecto, la Jefa de Estado sostuvo que se debe “entender que necesitamos miradas y voces que traigan tranquilidad, no voces que traigan deseos de venganza, de enfrentamiento, de odio”. Recordó “la noche de los cristales” en Alemania, cuando por la propaganda del nazismo se atacó a las viviendas de los judíos. “Dejemos de lado todas las voces que convoquen a noches de los cristales en Argentina. Necesitamos que todos, cada uno desde su lugar, llame a la paz, a la concordia, al entendimiento”, enfatizó.

Por último, la Presidenta afirmó que todos los argentinos tienen derecho a “tener sus aspiraciones, sus ambiciones”, pero opinó que “una cosa son las ambiciones, y otra muy distinta son la falta de escrúpulos”. “Tenemos que entendernos y tratar de solucionar las cosas por las buenas, nunca por las malas”, solicitó.

La Presidenta estuvo acompañada durante el acto por los ministros de Planificación, Julio De Vido, de Desarrollo Social, Alicia Kirchner, de Educación, Alberto Sileoni, y el titular de Sedronar, Juan Carlos Molina. Asistieron gobernadores, ministros del Poder Ejecutivo, intendentes, legisladores, y autoridades de diversos cultos, partidos políticos y organizaciones no gubernamentales.

Creación de nuevos colegios universitarios

Previamente, la Jefa de Estado entregó reconocimientos oficiales a universidades públicas y privadas. Y encabezó la firma de un convenio marco entre el Ministerio de Educación y universidades para la creación de nuevas escuelas secundarias dependientes de universidades nacionales. Firmaron el acuerdo autoridades de la Universidad de Avellaneda, para la creación de una escuela en Isla Maciel; la Universidad de San Martín, para una escuela en Costa Esperanza; y la Universidad de Quilmes, para una escuela en Ezpeleta.

Durante el discurso, la Presidenta señaló que en 2003 la Argentina era “un país donde los docentes cobraban mal, tarde y nunca”. En ese sentido, recordó que el primer acto de gobierno de Néstor Kirchner “fue ir a Entre Ríos a levantar una huelga”.

Respecto a la creación de nuevas escuelas universitarias, sostuvo que históricamente “a estas escuelas siempre iban las elites, iban los hijos de profesionales, no llegaban los chicos de las villas”. Y señaló que el objetivo con la creación de los nuevos colegios es que los chicos provenientes de barrios carenciados lleguen a cursar estudios en esos establecimientos. “La igualdad es no solo llegar con educación, la gente no se siente igual porque vaya a la escuela, sino que tiene que saber que si va a la escuela de su barrio tiene las mismas oportunidades que el que va a la escuela de elite”, afirmó la Mandataria.

Videoconferencia con San Miguel de Tucumán

La Presidenta se comunicó en primer término con la ciudad de San Miguel de Tucumán, donde se produjo la reinauguración oficial de la Fundación María de los Ángeles por la lucha contra la Trata de Personas. La Jefa de Estado destacó que el “edificio pertenece al estado nacional. Se hizo un convenio de comodato. Los comodatos se pueden hacer por 99 años, prácticamente es una transferencia de hecho”. Y agregó que “la provincia colaboró con las instalaciones fantásticas de esta fundación. Es para las víctimas de la trata de personas, y para todas las víctimas de violencia”.

Por su parte, la presidenta de la Fundacion María de los Angeles, Susana Trimarco, agradeció “este sueño cumplido”. “Estamos muy contentos de tener este espacio donde recibimos a los ciudadanos todos los días”, afirmó. Explicó que en la sede funciona un espacio de acceso a la justicia, del Ministerio de Justicia y una delegación de Anses.

A su turno, el gobernador de Tucumán, José Alperovich, sostuvo que la lucha de Trimarco contra la trata de personas “debe ser la lucha de todos los tucumanos y de todos los argentinos”.

Estuvieron también presentes en el acto el intendente de San Miguel de Tucumán, Domingo Amaya, la senadora nacional, Beatriz Rojkes de Alperovich, el secretario de Justicia, Julián Álvarez y el diputado nacional, Horacio Pietragalla, quien leyó una carta de Micaela, la hija de Marita Verón y nieta de Trimarco.

Videoconferencia con San Fernando del Valle de Catamarca

La Presidenta también se comunicó con la provincia de Catamarca, donde se realizó un anuncio de obras eléctricas de transporte y distribución para esa provincia y La Rioja. La gobernadora de Catamarca,  Lucía Corpacci, explicó que “es un hecho histórico para nuestra provincia. Ningún gobierno invirtió tanto en energía” como el actual gobierno nacional. Sostuvo que se trata de “730 millones de pesos que van a ser invertidos en transporte y distribución de energía en Catamarca” y remarcó que “las obras las repartimos en los 16 municipios de la provincia, porque todos los catamarqueños tienen los mismos derechos”.

Por su parte, el gobernador de La Rioja, Luis Beder Herrera, afirmó que tanto su provincia como Catamarca son “anteriores a la nación, a nosotros nos pega muy duro el federalismo”. “Ahora nos están devolviendo la dignidad con estas obras, que hace 100 años se deberían haber hecho en nuestras provincias”. “Tenemos otro estándar de vida y queremos que este proyecto político siga en el país”, remarcó el mandatario.

Estuvieron también presentes en el acto, el Presidente del ENRE, Ricardo Martínez Leone, el ministro de Obras Públicas de Catamarca, Rubén Dusso, el ministro de Servicios Públicos de Catamarca, Marcelo  Aparicio, y el presidente de Energía Catamarca SAPEN,  Guillermo Dalla Lasta.

 

Para leer el discurso completo hacer click en el siguiente enlace:

http://www.casarosada.gob.ar/informacion/archivo/27366-acto-de-lanzamiento-del-programa-qrecuperar-inclusionq-palabras-de-la-presidenta-de-la-nacion