Cartelera cinematográfica de la semana

06-12-2017

 

BUENOS AIRES- Estos son algunos de los estrenos de cine para este fin de semana

AMOR.COM

La propuesta francesa de esta semana viene en forma de comedia romántica y los franceses saben mucho de eso.

Stéphane Robelin es un director con un marcado interés por explorar cómo se puede vivir dignamente la ancianidad e incluso alegrarla gracias a algunos inesperados chispazos de Cupido. Su segundo filme ¿Y si viviéramos todos juntos? muestra a un grupo de amigos que sobrellevan la vejez al vivir en comunidad mientras lidian con cuestiones pasadas. Aquella cinta de 2011 liderada por Geraldine Chaplin también sumó a sus filas a Jane Fonda y al joven Daniel Brühl, quien servía de contrapunto y para infligir vitalidad al grupo protagonista. Un sexenio más tarde, el cineasta francés nos trae, con Amor en línea, otra historia en la que nuevamente el miembro de una generación adentrada en edad conecta con un chico que bien podría ser su nieto, en tanto explora el romanticismo aún necesario en los últimos años de la vida, tema sazonado con el uso de la tecnología.

Pierre Richard, actor cómico de culto famoso por hacer dupla con Gérard Depardieu en La cabra, Dos fugitivos y Los compadres, todas dirigidas por François Perrin, encarna a su homónimo Pierre, un viudo de 75 años —aunque el actor ya tiene 83—, recluido en su hogar y renuente a establecer contacto con el exterior. Su hija contrata al novio de la nieta del gruñón hombre, un joven llamado Alex (Yannis Lespert, hermano del actor y director Jalil Lespert) para que le enseñe a usar la computadora e internet. Ni tardo ni perezoso, como anticipa la sabiduría popular, Pierre usa una foto de su instructor para crear un perfil falso y buscar el amor en sitios de citas. Aunque su iniciativa comienza como una actividad para combatir su soledad, al final concierta un encuentro con una joven (Fanny Valette) y espera que Alex asista, ingenuo ante el hecho de que es el novio de su nieta. Es que al abrir la página de citas él es muy honesto excepto por un detalle, se quita 30 años.

La película se mete no sólo con la tecnología y el amor romántico sino sobre todo con la amistad y la familia

También destaca la idea de internet no como una herramienta mágica pero si le da valor a cómo puede ser utilizada sin necesidad de estar desconectado del mundo cuando uno accede a ella. El protagonista va a usar Skype, Google Maps pero también va a vincularse con la gente cara a cara diciendo lo que piensa.

Richard es una delicia en la pantalla, es en quien reside el corazón de la historia filmada en París, Bruselas, Ostende y Colonia

Todo aquel que en algún momento haya intentado enseñarle los mecanismos de la red a su abuelito, sabrá que es un proceso paulatino, de dos pasos adelante y cuatro hacia atrás. Sin embargo, Pierre es capaz de dominar el arte del clic, del mundo de las citas online tras unas cuantas lecciones ¡y hasta es capaz de subir una foto él solo! Todo esto fue soslayado para armar  una comedia bien intencionada que opta por desmitificar la vejez y revitalizarla.

Pierre Richard, Yaniss Lespert, Fanny Valette, Stéphanie Crayencour, Stéphane Bissot, Macha Méril, Gustave Kervern

ARPÓN

Actores: Ana Celentano, German de Silva, Laura Lopez Moyano, Nina Suarez Blefari.

Director: Tom Espinoza.

El Sr. Arguello es el director de una escuela. Día a día revisa las mochilas de todos sus alumnos en busca de una latente amenaza. Cata, una alumna de 14 años, sufre un accidente en el lago y Arguello tendrá que cuidarla durante las próximas horas mientras ubican a sus padres. Durante la espera se desatará la historia más importante de sus vidas.

Protagonizada por Germán de Silva (Los dueños, Las Acacias, Relatos salvajes), Arpón cuenta la historia de un director de escuela que debe cuidar a una alumna problemática.

“Arpón” cuenta la historia del director de una escuela que intenta vender a una alumna de 10 años a una red de prostitución infantil. El film es un drama que sigue la cotidianidad de un hombre que poco a poco se va encontrando con su lado más perverso.

ASUNTOS DE FAMILIA

Una joyita de 90 minutos llega de Israel para traer algo fresco y que nos invita a la reflexión. Se trata de la opera prima de Maha Haj, que, luego de verla uno descree de que fuera su primera película por lo acabado del material.

Geográficamente está situada la historia entre  Israel y Cisjordania pero la película se adentra muy suavemente en el conflicto entre Palestina e Israel.

Y decimos suavemente porque la propia directora explica el objetivo de su realización: «Quería contar una historia de palestinos, pero no de la manera en la que normalmente se les presenta en los medios, en los que son terroristas o víctimas. Son personas que a veces parece que no existen, pero que tienen deseos, miedos, amor, celos y cualquier sentimiento que podamos tener todos»

Así utiliza el tono de comedia para tratar temas delicados y nos sumergimos en Aunque se trate de una misma familia la tenemos dividida en varios  frentes: primero, los padres (los personajes Saleh y Nabila) viven una aburrida vida en Nazaret, con las misma historia y los mismos problemas día tras día; Tareq uno de los hijos, quiere seguir viviendo su vida de soltero y no desea comprometerse con nada ni nadie; Maisa, intenta una y otra vez atraer el interés y la atención de este último, aunque siempre en vano; Hisham el otro hijo, lleva una vida solitaria y fría en Suecia; Samar, la hermana de Tareq y Hisham, a punto de dar a luz, parece que es la cabeza pensante de la familia; George, su marido, con un golpe de suerte pasa de ser un simple mecánico de coches palestino a un actor de Hollywood, aunque él lo que anhela realmente es otra cosa mucho más sencilla; y por último la abuela, que tras perder la cabeza y tener diabetes, su único deseo es comer galletas dulces y apartar los muebles del salón para poder contemplar las baldosas del suelo. Mediante unos cuantos hechos desencadenantes que ocurren casi todos al mismo tiempo, la vida de cada miembro de esta familia israelo-palestina va a cambiar casi por completo.

Sutileza es una palabra que define a la forma en que la directora cuenta la historia sobre todo cuando se refiera a temas que afligen a quienes viven en la región como los «check points» en los que los soldados israelís someten a los palestinos a exhaustivas sesiones de reconocimiento que, según cuenta Haj, muchas veces acaban en humillaciones y vejaciones físicas y frente a los que en la película pone a bailar a dos de sus personajes.

Todo en la película ocurre bajo un clima político algo tenso pero éste no es un tema que se trate directa y abiertamente, sino que está implícito, y tratado en forma sutil. Por ejemplo hay una escena donde Samar y su marido están en una consulta ginecológica con motivo de una ecografía; George, nervioso y cual niño empieza a toquetearlo todo, se levanta y pasea por la consulta, admirando las fotografías que hay colgadas en la pared, se detiene en una donde sale el médico en un playa y le pregunta a este que dónde se sacó esa foto, y él le contesta que en el sur de España y George estupefacto le responde algo parecido a “¡Qué suerte, pudo conseguir un permiso para salir!”. Esto que puede parecer una conversación más dentro del film se traduce en las limitaciones que sufre un pueblo controlado por otro.

Es que la directora es una verdadera artista y una defensora del tipo de historias que quiere contar y cómo quiere hacerlos que está muy alejado de una película de acción o comedia romántica con problemas resueltos y un final cerrado. Eso es todo lo opuesto a lo que ella quiere, no quiere contar, quiere que el espectador sienta empatía por sus personajes, y decida tomar partido ante cada situación problemática que presenta,  ella quiere diferenciarse de los reporteros, que cuentan, en cambio los cineastas, hacen arte.

Estéticamente la película es básicamente bella, con una fotografía muy cuidada pero que va de la mano de la narrativa y una banda sonora que combina sonidos autóctonos y latinos. En el tráiler podemos escuchar la canción de Andrea Boccelli, Quizás, quizás, quizás, obviamente no en español.

Cada miembro familiar es descrito milimétricamente para que entendamos a la perfección sus reacciones ante las diversas situaciones, y sus personajes van más allá de las fronteras, pudiendo ver reflejados en ellos a muchas personas que conozcamos sin importar su nacionalidad.

Reparto

Amer Hlehel, Mahmoud Shawahdeh, Maisa Abd Elhadi, Ziad Bakri, Jihan Dermelkonian, Hanan Hillo, Doraid Liddaw

BAJO CERO: Milagro en la montaña

Esta propuesta directa de Estados Unidos es una película más de un hombre que debe sobrevivir en condiciones muy adversas en la montaña.

Hemos visto a montones y se han transformado en casi un subgénero en Hollywood. Aquí el director de “Acto de Valor”, Scott Waugh decide llevar a la pantalla otra historia de estas, en este caso, como en la mayoría, basada en una historia real ya que esto le sucedió a Eric LeMarque  allá por 2004, un ex jugador de hockey sobre hielo y fanático del snowboard que quedó varado durante más de una semana en plena montaña durante una fuerte tormenta

En este caso el protagonista está encarnado por el actor Josh Hartnett a quien también hemos visto en La Dalia Negra- ese maravilloso film de Brian de Palma-  y Pearl Harbor y que en el mundillo de la fama se hizo famoso también por sus romances con bellas actrices como Scarlett Johansson, la modelo brasileña Gisele Brundchen, Sienna Miller, Amanda Seyfried aunque hace un tiempo sentó cabeza y está en pareja con una actriz británica de quien está esperando su primer hijo.

En la película Eric es un  muchacho de pasado traumático, familia disfuncional y presente complicado (adicto a las drogas y con un proceso judicial en camino por un accidente automovilístico). Su “evasión” del mundo real es la velocidad, la adrenalina, el vértigo y, por eso, irse a la alta montaña para lanzarse con su tabla es una obsesión y una necesidad. Pese a la inminencia de un temporal, Eric no sólo sube sino que además sale de las pistas para internarse en la inmensidad blanca,lo primero que le ocurrirá será toparse con una manada de lobos salvajes, escena no muy original para este tipo de películas.

Es sincero decir que no llega con muy buenas críticas ya que por momentos la película parece un comercial sobre deportes extremos y los flashbacks que muestran su dura infancia con un padre abusivo y una madre sobreprotectora resultan golpes muy bajos y predecibles.

El papel de la madre está a cargo de una ganadora del Oscar, Mira Sorvino, quien ganó el Oscar y Globo de Oro allá por 1996 por la película Poderosa Afrodita de Woody Allen donde encarnaba en un escenario hermoso, Grecia, a una prostituta de malas maneras muy boba y distraída.

EL IMPLACABLE.

Para los amantes de la acción llevada a la máxima expresión llega esta película dirigida por alguien que sabe mucho del género, Martín Campbell. En realidad sabe de esto porque lo hizo toda su vida. Este director y productor neozelandés no le hace caso a su edad ( 73 años) y con una energía inusitada hasta para un veinteañero diagramó escena por escena para que nada quede librado al azar.

Con varias películas en su haber como La máscara del zorro (1998) y La leyenda del zorro (2005) protagonizada por Antonio Banderas y Catherine Zeta-Jones, también  participó en la dirección de GoldenEye (1995) y Casino Royale (2006), donde Pierce Brosnan y Daniel Craig, respectivamente, dieron vida al agente inglés 007. En 2011 llevó a la pantalla grande Linterna verde, el cómic protagonizado por  Ryan Reynolds. Y ahora reúne para El implacable a Jackie Chan y Pierce Brosnan

Quan Ngoc Minh (Jackie Chan), un inmigrante chino en Londres dueño de un restaurant cuya hija es asesinada en un atentado con una carga explosiva, lo que desde ya despierta su pasado como operador militar en la Guerra de Vietnam con vistas a dar caza a los responsables. Primero intenta sacarle información al Comandante Richard Bromley (Ray Fearon), el agente de Scotland Yard que investiga el caso, pero el hombre no acepta el soborno que Quan le ofrece por los nombres de los atacantes. A posteriori -y paulatinamente- se obsesiona con Liam Hennessy (Pierce Brosnan), el actual Viceministro de Irlanda del Norte y antiguo miembro del IRA.

El protagonista comienza a presionarlo con bombas y amenazas varias para que identifique a los terroristas, quienes como él forman parte del IRA, lo que a su vez provoca el inicio de una persecución contra Quan encabezada por matones al servicio de Hennessy.

Así presentado como un thriller político esta entrega pone en escena una fórmula muy redituable en términos de taquilla que es la vieja y querida venganza en este caso en la revancha por la muerte del ser querido.

Chan y Brosnan aprovechan el pasado trágico de sus personajes y consiguen salir de su habitual zona de confort a nivel interpretativo, algo que se agradece de sobremanera y nos regala la mejor actuación de los señores en mucho tiempo. El director mantiene la tensión en todo momento y hasta saca de la galera algunos truquitos para las escenas de acción

EN DEFENSA PROPIA

Otra de acción para este fin de semana y si es de acción quien tendría que estar en el reparto? Si, señores está él: Bruce Willis. Llega como una coproducción británica, estadounidense y canadiense donde el  exitoso empresario Will Beamon (Hayden Christensen)- el actor de la Guerra de las Galaxias y Jumper-  descubre que su hijo, amante de la paz, Danny (TY Shelton), está sufriendo bullying en la escuela y por eso  decide llevarlo a una cabaña en el bosque, de viaje de caza, para fortalecer el vínculo, al igual que hizo su propio padre cuando él estaba creciendo.

En el bosque son testigos involuntarios de un intento de asesinato, como ajuste de cuentas por un robo a un banco, y a pesar de los esfuerzos de Will para protegerlo, Danny es secuestrado. Will deberá cruzar todos los límites si quiere recuperar pronto a su hijo…

De más está decir que le van a exigir al padre que no se ponga en contacto con la policía  y que consiga el botín perdido sino fusilan a su hijo.

Obviamente no hay buenos y malos o mejor dicho hay buenos que, en realidad son malos, como el adorado Bruce Willis en su papel de jefe de policía

La fórmula del director   está centrada en el crimen organizado y/ o los secuestros que ya había utilizado en sus otras dos colaboraciones con Bruce Willis,  Extraction (2015) y El Gran Golpe (Marauders, 2016), y en Arsenal (2017), ese trabajo reciente con Nicolas Cage y John Cusack

LA ESTRELLA DE BELÉN

Con el tema de la Navidad como trasfondo, esta película de animación estadounidense destinada al público familiar está dirigida por el debutante Timothy Reckart (Head Over Heels), nominado al Oscar a Mejor Corto de Animación y como productor ejecutivo, DeVon Franklin, conocido por realizar películas inspiradoras como «El cielo es real» (Heaven is for Real) y «Milagros del cielo» (Miracles from Heaven). La traducción real de la película es Se armó Belén pero llegó al país con la traducción La estrella de Belén.

Narra la historia de la primera Navidad contada desde la perspectiva  “animaluna” de los habitantes no humanos  del pesebre.

Bo es un burrito pequeño, pero valiente, que anhela una vida más allá de su rutina diaria en el molino del pueblo. Un día reúne el coraje necesario para cumplir la aventura de sus sueños. En su viaje conocerá a Ruth, una adorable oveja que ha perdido su rebaño, y a Dave, una paloma con grandes aspiraciones. Durante su camino, en el que siguen una Estrella muy especial, encontrarán además a tres camellos y a otros excéntricos animales. Todos ellos se convertirán en los héroes no reconocidos de la primera Navidad

LA POSESIÓN DE VERÓNICA

El valenciano Paco Plaza dirige esta película española ambientada en los 90 en Madrid. Plaza había incursionado en este género junto a Jaume Balagueró con mucho éxito con la película Rec una película de zombies que dio frescura a los thriller del momento. Ahora nos ofrece La posesión de Verónica y está basado en un supuesto caso de la vida real.

El llamado caso Vallecas fue un aparente suceso sobrenatural ocurrido en el distrito del mismo nombre en Madrid. Una chica de 14 años tuvo una muerte extraña: había estado jugando sin reparos con una oujia. A su vez, otros extraños sucesos acontecieron en el departamento de la familia de la joven y ni la policía supo dar una explicación razonable.  Un cristo separado de la cruz, manchas esparcidas por las paredes que parecían babas y puertas que se cerraban inexplicablemente  aparecieron en los expedientes policiales de este hecho. Este relato sirve como inspiración para esta película que busca dramatizar lo que pudo haber ocurrido, por supuesto, decantada hacia la explicación sobrenatural.

El  resultado final de la película  dejará satisfechos a varios fans del género y la crítica la ha tratado bastante bien.

La película fue rodada por encargo de la productora Apaches. “Querían un filme sobre un hecho real, pero conforme fuimos avanzando la historia se desvió para convertirse en algo más personal, diría que casi autobiográfico”, dice Plaza. “Como la protagonista de la historia, yo también fui a un colegio de curas. Todos los que hemos estudiado en estos centros estamos programados para creer en lo sobrenatural. Lo que te explican en ciencias se contradice en las clases de religión”, añade el director.

Plaza leyó el expediente del caso, también estuvo en contacto con gente relacionada con la investigación. “Pero nuestra intención no era hacer una documentación fidedigna del suceso, sino tener una excusa argumental para contar algo más”.

La película comienza con una sesión de güija de tres estudiantes en un sótano de un colegio católico. A partir de ahí, el filme aborda, en palabras del director, “el traumático paso a la adolescencia” de Verónica, el personaje principal. Lo encarna Sandra Escacena, de 16 años y Verónica se convierte en la figura materna de sus tres hermanos pequeños. Se encarga de las tareas del hogar, cuida a los pequeños y los protege de los sucesos paranormales que ocurren en el domicilio. La madre, interpretada por Ana Torrent, trabaja hasta altas horas de la madrugada en un bar y apenas pasa por casa.

La película supone el debut en la gran pantalla de Escacena tras ser seleccionada en un casting con más de 800 participantes. “Tengo mucho respeto por los fenómenos paranormales. Jamás he jugado a la güija, precisamente por lo que puede pasar…”, dice misteriosa la actriz. “Ella, Veróncia, no vive como una adolescente normal. Cuando su padre muere, se convierte en una segunda madre para sus tres hermanos mientras vive su evolución personal. Lo más difícil era precisamente interpretar ese cambio hacia la pubertad y algunas escenas que requerían mucho esfuerzo físico”, explica Escacena, todavía en shock por haber podido debutar con Plaza en el cine. “Quiero ser actriz, pero me gustaría estudiar Derecho o Relaciones internacionales”, añade.

Para Plaza, la clave para que una película de terror de miedo es conseguir que los espectadores empaticen con los personajes. “Cuanto más te sientas identificado, más te preocuparás por él”, dice. La película fue rodada entre julio y agosto en Guadalajara, Segovia, Toledo y, sobre todo, en un barrio de Vallecas repleto de bloques de ladrillo rojo.

Reparto

Sandra Escacena, Bruna González, Claudia Placer, Iván Chavero, Ana Torrent, Sonia Almarcha, Maru Valdivielso, Leticia Dolera

AL DESIERTO

Actores: Valentina Bassi, Jorge Sesán, José María Marcos, Gastón Salgado.

Director: Ulises Rosell.

Empujada por una precaria situación laboral, Julia, una empleada de casino de Comodoro Rivadavia, es tentada por Gwynfor, un parco descendiente de galeses, que le promete un puesto administrativo en la petrolera donde trabaja. Para cuando advierte el engaño ya están inmersos en el desierto y comenzará una ardua travesía a pie por la meseta patagónica. Filmada con un equipo mínimo de tres camionetas en el desierto patagónico es un filme d e extraña belleza

 

LOS SENTIDOS (Documental)

En una zona semidesértica de la Puna salteña, se encuentra Olacapato, el pueblo más alto de la Argentina. Una localidad pequeña donde las posibilidades de crecer están condicionadas por el riguroso entorno. Sin embargo, a pesar del futuro incierto de la comunidad, donde la importancia de la escuela es fundamental, una pareja de maestros llevan adelante un proyecto educativo singular, en el que están presentes las leyes de Newton, las novelas de Julio Verne y la fabricación de cohetes a propulsión a chorro.

Burd encontró esta escuela con orientación en astronomía, que también tiene un estudio de radio y otro de televisión. “Me gustaría que el espectador se apropie de la película en términos reflexivos, pero también emocionales”- aseguró.

Se trata de un lugar bastante aislado, donde pueden verse casas de barro, muchas de ellas vacías que apenas se vislumbran cuando el viento sopla y las cubre de polvo. Al entrar a la escuela  la primera sorpresa que tuvo fue ver una sala acondicionada como un estudio de radio, donde los chicos de 4º y 5º grado estaban haciendo un programa de radio sobre literatura mientras leían a Tom Sawyer, transmitían a los pobladores locales y los propios chicos manejaban la consola. Luego vio que los alumnos de 6º y 7º grado estaban editando con un programa semiprofesional un video que había sido registrado por ellos mismos. Después, el director le mostró una sala donde hay una serie de telescopios profesionales. “Hay que tener en cuenta que la escuela de Olacapato es una de las pocas del país que tiene una currícula orientada en Astronomía”, cuenta Burd. Todo esto lo reprodujo en Los sentidos, que muestra un proyecto educativo  que tiene mucho que ver con el trabajo de su director y también de su esposa, que es maestra. Si bien hay una currícula establecida, él introdujo también una serie de innovaciones en términos de cómo los chicos se pueden vincular con lo que es la educación formal.

Documental dirigido por Marcelo Burd con la participación de Salomón Ordoñez, Victoria Ramos, Sixta Casimiro, Florinda Nieva, Rosa Choque.

TODO LO QUE VEO ES MÍO

En 1918 sucedieron en la Ciudad de Buenos Aires dos importantes hechos históricos: la inesperada llegada de la nieve y la visita de una estrella dadaísta, Marcel Duchamp. El artista que se animó a pintarle bigotes a la Mona Lisa tocó suelo porteño escapando de las restricciones de la Primera Guerra Mundial, y teniendo como único contacto con sus compañeros del movimiento las cartas de puño y letra en las que describía las extrañas costumbres de los argentinos. A través de las posibilidades infinitas de la ficción, Todo lo que veo es mío reconstruye los días de Duchamp entre las visitas a los lagos de Palermo y el ritual del mate. Filmado en un elegante blanco y negro, el largometraje de la dupla Galperín-Podolsky muestra al creador del arte conceptual en la intimidad de una pieza alquilada, besando su pipa y enloquecido por encontrar la jugada perfecta de ajedrez, y devela las imágenes que nunca se encontraron sobre ese misterioso y breve exilio en la capital más austral de Sudamérica. Cada plano onírico que se acerca a la belleza compulsiva nos impregna en la retina la ilusión de que, al salir de la sala, podremos encontrar una huella de Duchamp en alguna esquina.

Protagonizada por Michel Noher, como Duchamp, y Malena Sánchez, como su compañera de viaje Yvonne Chastel, la nueva película del autor de 1000 boomerangs también cuenta con las actuaciones de Julieta Vallina, Guillermo Pfening y Luis Ziembrowski, entre otros.

Directores: Mariano Galperin, Román Podolsky.

 

Ballet de cine: “Las aventuras de Alicia en el País de las Maravillas”

Siga a Alicia en su descenso a la madriguera del conejo en el exuberante ballet de Christopher Wheeldon, inspirado en el muy amado libro de Lewis Carroll.

Las aventuras de Alicia en el País de las Maravillas, de Christopher Wheeldon, irrumpió en el escenario en 2011 con una explosión de color, magia escénica y una inventiva y sofisticada coreografía. La partitura de Joby Talbot combina mundos sonoros contemporáneos con grandes melodías, a la manera de los grandes ballets del siglo XIX. La escenografía desenfrenadamente imaginativa y visualmente deslumbrante de Bob Crowley se vale de todo tipo de recursos, desde marionetas a proyecciones, para hacer que el País de las Maravillas resulte maravillosamente real.

Alicia conoce a una serie de personajes extraordinarios e inmediatamente reconocibles, desde la excitable Reina de Corazones -que interpreta una hilarante parodia del famoso Adagio de la Rosa de La bella durmiente- hasta un corps de ballet de naipes, una sinuosa oruga y un Sombrerero Loco que baila claqué. Pero el ballet no nos hurta el trasfondo más sombrío del relato de Lewis Carroll: una cocina de pesadilla, un Gato de Cheshire inquietantemente incorpóreo y la enloquecida reunión para tomar el té están todos aquí con vívidos detalles. El delicioso resultado muestra a The Royal Ballet en su esplendor, aunando danza al máximo nivel con un encantador entretenimiento familiar.

Ballet en tres actos

Coreografía: Christopher Wheeldon

Música: Joby Talbot

Escenografía: Nicholas Wright

Diseños: Bob Crowley

Reparto:

Alice: Jeremy White

Jack/The Knave of Hearts: Federico Bonelli

Director musical: Lauren Cuthbertson

Orquesta: Orchestra of the Royal Opera House

 

 

 

 

 

 

 

 

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *