Golpe al narcotráfico en el conurbano bonaerense

 

Operaban en las localidades bonaerenses de San Miguel y José C. Paz y en el barrio porteño de Constitución. Hubo 15 allanamientos. Incautaron drogas, dinero, celulares y vehículos de alta gama. Los aprehendidos son peruanos y bolivianos.

Cinco personas fueron detenidas durante las últimas horas acusadas de integrar una banda dedicada a traficar y vender cocaína en las localidades bonaerenses de San Miguel y José C. Paz y en el barrio porteño de Constitución, informaron fuentes policiales.

Los procedimientos estuvieron a cargo de personal de la Superintendencia de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado de la Policía de la provincia de Buenos Aires, a raíz de una investigación que incluyó más de 5.000 horas de escuchas telefónicas.

Según los voceros, durante la pesquisa se identificó el rol de cada uno de los miembros de la banda y su modus operandi, que incluía frases y palabras en código para no hacer referencia a las sustancias y disimular las ventas que realizaban por ese medio.

En ese sentido, señalaron que los detenidos para referirse a los gramos pronunciaban la letra «g», y que utilizaban el gentilicio «peruana» para hablar de la cocaína que traficaban desde ese país.

Además, a través de trabajos de campo, grabaciones y fotografías, la Policía estableció el rol de cada uno de los miembros de la organización, sus domicilios y los lugares que empleaban para acopiar, fraccionar y comercializar el estupefaciente.

Con esa información se dispusieron quince allanamientos en distintas viviendas ubicadas en el barrio de Constitución, al sur de la Capital Federal, y en los asentamientos de emergencia conocidos como La Base y El Campito, en las localidades bonaerenses de San Miguel y José C. Paz, respectivamente.

Durante los operativos se detuvo a los cinco acusados, tres mujeres y dos hombres de entre 19 y 50 años, de nacionalidades peruana y boliviana.

En tanto, los agentes secuestraron más de dos kilos de cocaína fraccionada, una pistola calibre 11,25 con ocho municiones del mismo calibre, 65.510 pesos en efectivo, tres balanzas de precisión y doce teléfonos celulares, junto a una camioneta Volkswagen Amarok y otra Chevrolet Spin, agregaron las fuentes.

Los detenidos y todos los elementos decomisados fueron puestos a disposición del Juzgado Federal 2 de San Martín, subrogado por Emilio Román Canicoba, quien ordenó las diligencias de rigor para avanzar con la causa.

DEJA UNA RESPUESTA