Recurren a la Justicia por la crisis del sistema de salud bonaerense

LA PLATA – El legislador Walter Martello (Coalición Cívica-ARI) iniciará acciones judiciales para que el Gobierno nacional y el Ejecutivo provincial den respuestas ante la grave crisis que atraviesan los hospitales. Pedirá que se declare la emergencia.

El presidente del bloque de diputados provinciales de la Coalición Cívica-ARI, Walter Martello, iniciará acciones ante la Justicia para que el Gobierno nacional y el Ejecutivo bonaerense –de forma urgente- garanticen la provisión de los insumos y recursos necesarios para que los hospitales puedan funcionar adecuadamente.

El legislador consideró que el gobierno que encabeza Daniel Scioli está incurriendo en el delito de “abandono de persona” al no actuar ante la crisis que atraviesa el sistema salud bonaerense. Por eso, el diputado oriundo de Esteban Echeverría también impulsará un proyecto, en el Parlamento, para declarar la emergencia hospitalaria en la Provincia.

“Scioli tiene que dejar de hacerse el desatendido, reconocer la crisis y ponerse al frente de los reclamos para que el Gobierno Nacional envíe los fondos que le corresponden a la Provincia, a fin de poder garantizar las necesidades básicas de su población, entre ellas el derecho a la salud”, dijo Martello.

Las iniciativas surgen a partir de una recorrida que vienen realizando el diputado provincial, junto a profesionales médicos, por distintos nosocomios, donde pudo constatar in situ la grave situación en la que se encuentra el sistema de salud pública.

“El caótico panorama en los hospitales es muy similar al que existía en 2001 y 2002. El colapso es general y se requieren acciones urgentes, porque está en juego la salud de miles y miles de bonaerenses. Acá hay responsables políticos, empezando por el propio gobierno provincial, que está desfinanciando el sistema. Por ejemplo, en el presupuesto de 2008, el primero de la gestión de Scioli, el ministerio de Salud recibía el 6,96% de los recursos totales de la Provincia, mientras que este año la incidencia presupuestaria es de 6,59%. Esta diferencia de 0,37 puntos porcentuales representa la friolenta suma de $570.739.572, cifra que hubiese permitido paliar de forma considerable el déficit de insumos que actualmente afrontan los hospitales”, explicó Martello.

De igual modo, el diputado provincial reclamó poner fin al sistema de tercerizaciones en los centros de salud. “Desde hace 20 años, un puñado de empresarios cercanos al poder político controlan los servicios de limpieza, cocina y lavadero. El resultado es la proliferación de trabajadores precarizados y conflictos permanentes que ponen en riesgo la atención a los pacientes ya que muchos hospitales no están siendo debidamente higienizados (con el riesgo de que proliferen enfermedades infecciosas), tal como lo vimos recientemente en los centros de salud de Moreno y Carmen de Areco, y en el Hospital San Juan de Dios de La Plata. Asimismo, la falta de insumos está poniendo en jaque a instituciones especializadas como el Hospital de Niños de La Plata o el neurosiquiátrico de Melchor Romero”, detalló.

“En el Hospital Fiorito de Avellaneda, el Servicio de Hemoterapia no cuenta con las bolsas plásticas ni las vías necesarias para la extracción de sangre, y están trabajando con 50% menos del personal con que deberían contar. A eso se le suma que el Servicio de Endocrinología, además de la falta de recursos humanos, no cuenta con los reactivos necesarios para determinaciones hormonales. En el área de Farmacia, por medio de una nueva disposición del Ministerio de Salud, los pacientes que deben recibir medicación oncológica deben presentar un certificado de supervivencia, situación que es sumamente denigrante. A su vez, se ha cerrado el servicio de Traumatología por falta de personal, el tomógrafo no funciona y se está trabajando con dos de los diez quirófanos que tiene el Hospital. Situaciones similares se registran en casi todos los centros de salud de la Provincia”, concluyó Martello.