Con un semáforazo y un ruidazo el PAMI pidió para que cesen los recortes para sus afiliados

La situación económica actual golpea fuerte a muchos sectores pero sobre todo a los más vulnerables, en este caso a los jubilados, personas de la tercera edad, que están afiliados al PAMI y ven como la cobertura de sus prestaciones cada vez se achican más y su sueldo rinde cada vez menos con las devaluaciones constantes.

Preocupados por esos aspectos representantes de SUTEPA La Plata ( Sindicato Unido de Trabajadores de PAMI) realizaron hoy  a las 13 un semaforazo y un ruidazo en la sede central de la calle 7 entre 35 y 36 para pedir que cesen los recortes a ese sector.

En diálogo con COMO SIGUE ESTO por la 96.7 FM LA PLATA, su secretaria general Victoria Ilarregui contó que esta medida se votó la semana pasada en vistas al paro del día 24 y 25 próximo que ya ha quedado lejos en relación a la angustia que está atravesando este sector.

Calificando la situación como “muy dura” Victoria dijo que el estado de los afiliados es “calamitoso”. Informó que se eligió el día 13 como una manera simbólica también ya que ese es el número del aumento que lograron en la paritaria a la que definió como muy “holgada” y dijo que si de por sí era un monto ridículo en ese momento hoy, luego de la devaluación y la inflación directamente es una “burla”.

Graficó la situación que viven los compañeros del PAMI  que atienden el doble de gente, sobre todo los trabajadores sociales ya que los afiliados han sido muy golpeados ya desde el año pasado cuando hubo un recorte muy grande con el tema de los medicamentos.

El esquema que se realizó fue hacer un filtro y algunos que cobraban el 100 % de cobertura dejaron de hacerlo porque cobraban una jubilación y media mínima, o porque tenían un auto modelo 2008 o porque tenían más de una propiedad- ya que algunos afiliados tienen la propiedad de un hijo- y estas situaciones que son muy variables hace que la mayoría se hayan visto perjudicados notablemente.

A la quita de los medicamentos  Ilarregui sumó los aumentos en los supermercados asegurando que la mayoría no llega a cubrir la canasta básica.

Los trabajadores son los que dan la cara ante esta situación que vive esta parte tan vulnerable de la población y se llevan todos esos problemas  a la casa. Sobre todo cuando no le pueden dar respuestas a sus necesidades que son básicas.

La Secretaria General aseguró que esta gestión actual ha hecho algo muy “inteligente” – esto sarcásticamente por supuesto- que es no decirle que no les dan las prestaciones pero sí desplegar un mecanismo de burocratización de las prestaciones, sobre todas las médicas que hacen que el afiliado tenga que ir y volver haciendo trámites que les llevan mucho tiempo y para cuando vuelven les dicen que necesitan otro papel o ir al médico de cabecera ( que están saturados de afiliados) y todo este proceso que es un proceso totalmente siniestro culmina con una prestación que finalmente no se puede dar pero que el trabajador no le puede contestar la realidad que es que la respuesta a todo esto es el ajuste.

Esta mecánica hace que el afiliado termine enojándose con el empleado, que es el que da la cara y en este sentido aseguró “esto es un mecanismo que ya se vio en los 90, esto de demonizar al empleado estatal,  demonizar al Estado para hacerlo desaparecer, que es la intensión  que tiene este gobierno “

Otra preocupación del sector se refiere a las prótesis que tanto necesitan mucho de los abuelos y que están tardando casi un año no solo por la burocratización sino también porque su valor está atado al dólar. El tiempo que lleva hacer la licitación, sumado a que cuando sale el dólar ya cambió el valor, hace que los empresarios no quieran entregar el insumo porque pierden dinero entonces se vuelve a fojas cero, a realizar nuevamente la licitación y todo vuelve marcha atrás. “Estamos llegando tarde”- dijo apenada.

Con referencia a los subsidios que se dan los calificó como un “chiste” ya que consisten en 290 pesos y un impuesto de 90 que poco le alcanza al beneficiario para subsistir. La entrega de bolsones de comida con 9 productos también está siendo escasa y solo en la ciudad de La Plata hay lista de espera de 30 personas por lo menos. La realidad en el conurbano y en el interior del país es aún peor.

Por todo esto, este sindicato que se creó el año pasado y que, como definió ella “nació frente a la crisis y el ajuste del gobierno” está organizado para acompañar a todos los jubilados y una de esas maneras es hacer este modo de protesta para así visibilizar lo que viven día a día.

Para escuchar la entrevista completa hace click en el siguiente enlace

https://radiocut.fm/audiocut/charla-con-victoria-ilarregui-secretaria-general-del-sindicato-unido-de-trabajadores-de-pami/#f=search&l=result

DEJA UNA RESPUESTA