Se acabaron las vacaciones para el ex presidente y tendrá que responder ante la Justicia por diversas causas

( Fuente Página 12 por Raúl Kollman) Con el regreso de la actividad judicial, Mauricio Macri deberá enfrentar el avance de al menos tres causas judiciales por decisiones de su gobierno que favorecieron al grupo empresario de su familia. Los casos del Correo, las concesiones de peajes y los parques eólicos.

Se habla mucho de la asunción en la FIFA Foundation, de la confortabilidad de las oficinas en Suiza y los viajes privilegiados. Sin embargo, Mauricio Macri afronta una realidad más inmediata: este lunes se reinicia la actividad judicial después de la feria y en el horizonte del ex presidente aparece la probabilidad de que lo citen a indagatoria en dos, tres y hasta más causas. Algunos dicen que si los parámetros de Comodoro Py fueran –y no lo son– mínimamente equilibrados, hasta podría haber procesamientos e incluso prohibiciones de salida del país, con lo que el plan suizo quedaría en veremos. En el expediente por los peajes, están probadas las maniobras del Grupo Macri, que no sólo logró que la administración Macri le pague una indemnización de 500 millones de dólares, sino que le otorgó una renovación dudosísima del contrato de concesión. La cuestión, dicen, es que la jugada la hizo el Grupo Macri, pero no aparece una firma de Macri: Mauricio es sólo accionista, no director, y en el gobierno no firmó él, sino Gabriela Michetti. En los parques eólicos pasa algo similar: el Estado al mando de Macri concretó seis adjudicaciones a una empresa española en crisis, con deudas con el Banco Nación e historia de estar asociado al Grupo Macri. Luego Isolux –la española– le vendió los parques a empresas creadas por el contador del Grupo Macri y éste mayoritariamente a un grupo chino. En el pase de manos, el Grupo Macri se quedó con 48 millones de dólares, todo a través de sociedades extrañas y, por supuesto, sin la firma de Mauricio. Eso sí, al hermano Gianfranco una de estas empresas extrañas le prestó (¿le prestó?) 5 millones de dólares. En paralelo está también el expediente penal del Correo que debería transitar por momentos decisivos, transcurridos cuatro años de aquella negociación espuria entre el Estado Macri y el Grupo Macri y cuando la deuda tiene ya 18 años de vencida. El juez está esperando un demorado, demoradísimo, peritaje. El mundo de Comodoro Py produce estas curiosidades.

El expediente que tiene que ver con los peajes de la Panamericana debería retomar el envión este lunes. Lo instruye el juez Rodolfo Canicoba Corral y el fiscal es el procesado Carlos Stornelli. Según sugieren en el edificio de Retiro, todo está avanzado y probado, pero… el argumento es que Mauricio sólo es accionista y las acusaciones penales se centran en los que firman. Del lado del Estado, Macri les hizo firmar las decisiones a su vicepresidenta, Michetti, y al ministro de Transporte, Guillermo Dietrich. La cuestión que debe definir Canicoba es si amortigua la responsabilidad de un presidente hacerles firmar a sus subordinados directos.

 

Esta es la secuencia:

* El Grupo Macri y aliados armó una denuncia trucha contra el Estado argentino en el CIADI, el tribunal que depende del Banco Mundial. El reclamo fue por mil millones de dólares. Argumentó pérdidas que no se demostraron.

* En realidad la denuncia tenía pocas chances en el CIADI porque no estaba cumplido todo el recorrido de demandas en el fuero administrativo en la Argentina, requisito indispensable en el CIADI.

* A poco de asumir Macri, se fingió culpabilidad y un arreglo por 500 millones de dólares. El argumento fue que «la Argentina se ahorro 500 millones».

* Al mismo tiempo ocurría que se vencían las concesiones, pero la administración Macri las extendió, argumentando que eso fue parte de la negociación. En esta última maniobra intervino el ex titular de Vialidad Javier Iguacel.

* El gobierno de Macri aumentó las tarifas de manera descomunal: sólo en 2017 el incremento fue del 120 por ciento. La acción de Ausol (Autopista Panamericana) paso de tres pesos a 75 pesos, según se acredita en el expediente. Y ahí el Grupo Macri vendió su parte. El socio de Mauricio en este negocio fue el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez.

* Hay un dato curioso, ni el ex procurador del Tesoro Carlos Balbín, ni el ex ministro Nicolás Dujovne quisieron firmar una parte de estos movimientos.

* Y otro dato llamativo es que cuando Cambiemos ya había perdido las elecciones, Laura Alonso, por la Oficina Anticorrupción, y Mariano Federici, por la Unidad de Investigación Financiera, intentaron presentarse en la causa. Canicoba no lo permitió.

La pelota está ahora en la cancha del juez. Debe decidir. Y, sobre todo, tiene que resolver si la inexistencia de firmas del ex presidente es motivo suficiente para hacerlo zafar. En Comodoro Py afirman que Macri no la tiene fácil.

Viento

El expediente de los parques eólicos lo instruye el juez Marcelo Martínez de Giorgi y el fiscal es Eduardo Taiano, el mismo del caso Nisman.

En Comodoro Py dicen que las licitaciones de parques eólicos no son como las demás: no es que el Estado pone algo propio y los privados ofrecen comprarlo o construirlo o brindar el servicio. En parques eólicos los privados ofrecen venderle energía al Estado a partir de molinos y terrenos de los privados.

Aún así, lo concreto es que la administración Macri aceptó el ofrecimiento y le otorgó seis parques eólicos a la española Isolux–Corsan, un tradicional socio del Grupo Macri. La empresa tenía varias denuncias por corrupción en España y una deuda con el Banco Nación, por lo cual no debió ser tenida en cuenta.

La denuncia fue presentada por los diputados del Frente de Todos, Rodolfo Tailhade y Martín Doñate y la secuencia es la siguiente:

 

* La administración Macri aceptó la oferta de Isolux por cuatro parques eólicos en Chubut.

* Cuando ni se habían puesto en marcha, Isolux se los vendió a empresas recientemente creadas por el histórico contador de los Macri, Mario Payaslian, según descubrió la periodista de Perfil, Emilia Delfino.

* Pero aún después que se declarara la crisis de Isolux, la administración Macri le adjudicó otros dos parques, Loma Blanca VI en Chubut y Miramar en Provincia de Buenos Aires.

* Todo terminó en manos de las extrañas empresas de Payaslian y luego cinco de los parques fueron vendidos a una empresa china, Goldwin, y el restante a la ítalo–argentina Genneia.

* En el pase de manos, el Grupo Macri se quedó con 48 millones de dólares.

* Una de las empresas extrañas, Usir, le hizo un préstamo de cinco millones de dólares a Gianfranco Macri, en lo que más bien parece un adelanto de ganancias.

* El juez levantó el secreto fiscal respecto de Gianfranco que, como se sabe, optó por irse a vivir a Uruguay.

* En el medio de estas jugadas aparece una sociedad, Raimbow Finances, creada en Luxemburgo, con siete socios, y dos cuentas vinculadas al Grupo Macri en Estados Unidos.

* El ex ministro de Energía Juan José Aranguren se desvinculó de estas maniobras, aunque parece que declaró a favor de Macri en el expediente.

En el juzgado hay un manifiesto silencio, pero las versiones indican que habrá llamados a indagatoria. El jefe del clan, Mauricio, tampoco aparece firmando nada y habrá que ver cómo lo evalúa el juez: parece evidente que nada se hizo sin su visto bueno, tanto en el Estado como del lado del Grupo Macri.

Correo

En el mes de febrero estaría terminado el peritaje que ordenó la Cámara Federal y que mandó a hacer el juez Ariel Lijo sobre el perjuicio para el Estado que representaba el fallido acuerdo entre la administración Macri y el Grupo Macri. La causa penal se concentra en esa maniobra que, según denunció la fiscal Gabriela Boquin, significaba una pérdida de miles de millones de pesos. Fue tan grosera la jugada que el propio ex presidente dijo en su momento que había que volver todo para atrás, «a fojas cero».

Lijo ya les tomó indagatoria a cuatro imputados que fueron los que aparecieron dando la cara, el ex ministro Oscar Aguad, el director de Jurídicos, Juan Mocoroa, el titular del Correo, Jaime Cibils, y el histórico apoderado de los Macri, Jaime Kleidermacher.

Nuevamente, la cuestión es que Macri no aparece firmando nada, pero es el protagonista de la historia, a ambos lados del mostrador.

 

El trascendido es que Lijo resolverá los procesamientos relativamente rápido, pero, al menos hasta ahora, no parece probable que avance sobre el ex presidente.

Lagos

Tras la insólita designación en la FIFA, Macri tiene por delante el escenario de montañas y lagos de Suiza y el manejo de los mil millones de dólares de presupuesto de la fundación.

No está claro si en las oficinas de Comodoro Py habrá alguien que lo saque de las sombras de los expedientes y arruine la postal, porque está claro dónde residía el poder en el Estado y dónde sigue estando el poder en el Grupo Macri.

Las respuestas se empiezan a escribir este lunes.

DEJA UNA RESPUESTA